El director financiero de Daimler AG, Bodo Uebber, quiere continuar con el plan de recorte de costes por 4.000 millones más allá de 2009, como parte de una iniciativa más amplia de racionalización de la compañía debido a unas perspectivas del mercado que se espera que sigan siendo grises. "No podemos apaciguarnos y no lo haremos, porque el próximo año no será fácil", dijo Uebber en una entrevista.