Las  acciones de la ampliación de capital con cargo a reservas de Quabit Inmobiliaria, por un importe total de 1.838.935,50 euros, se estrenan hoy en las bolsas de Madrid y Valencia y en el Sistema de Interconexión Bursátil (Mercado Continuo).

Tras ser admitidas a negociación por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), comienza la contratación efectiva de las 3.677.871 nuevas acciones, de 0,50 Euros de Valor Nominal cada una.

Como consecuencia de este aumento, el capital social pasa a ser de 38.639.839,50 euros, dividido en 77.279.679 acciones.

De los 73.601.808 derechos de suscripción existentes, durante todo el periodo de la ampliación de capital (5–19 de julio) se negociaron en el mercado un volumen total de 15.700.378 derechos, lo que en la práctica significa que los propietarios de al menos el 80% de las acciones ejecutaron su derecho de suscripción.

Este ha sido el caso concreto del Presidente de Quabit Inmobiliaria, Félix Abánades, quien acudió a la ampliación de capital ejerciendo su 15,6 millones de derechos de suscripción por su participación directa e indirecta en el capital social de la compañía (equivalentes a más de 781.000 nuevas acciones de la ampliación de capital liberada).

Remuneración a los accionistas

Por segundo año consecutivo, Quabit ha aumentado capital social con cargo a reservas para remunerar a los accionistas mediante la entrega de acciones liberadas en la proporción de 1 acción nueva por cada 20 antiguas.

Tal y como explicó el Presidente de la compañía, Félix Abánades, en la Junta de Accionistas celebrada el pasado 28 de junio, “tras los impactos positivos de la reestructuración del endeudamiento financiero y las ampliaciones de capital realizadas, y coherentes con el desarrollo de nuestro Plan de Negocio, se dan las circunstancias para remunerar a nuestros accionistas”.

Durante los dos primeros ejercicios del plan, el reparto de dividendo se ha realizado mediante el reparto y entrega de acciones liberadas, en línea con la práctica que han seguido otras sociedades cotizadas durante los últimos años. A partir de 2018 es cuando está previsto repartir el primer dividendo en efectivo: 68 millones de euros hasta 2021.