Citigroup está cerca de alcanzar un acuerdo para vender 12.000 millones de dólares en préstamos apalancados y bonos a un grupo de firmas de capital riesgo, en lo que podría ser un paso importante para reducir su exposición a la deuda corporativa, según The New York Times. Citigroup emitió deuda para ayudar a financiar el boom de las compras apalancadas. Cuando estalló la crisis crediticia el verano pasado, la demanda de bonos y préstamos arriesgados se disipó, lo que dejó a firmas de Wall Street como Citigroup con miles de millones de dólares de deuda no deseada en sus hojas de balance.
A finales del cuarto trimestre, Citigroup informó de que poseía préstamos apalancados por 43.000 millones de dólares. El posible acuerdo con las compañías de capital riesgo -entre ellas Apollo Group Inc. (APOL), TPG y Blackstone Group (BX)- le permitiría deshacerse de una parte significativa de esa cartera. Según el acuerdo previsto, que Citigroup espera cerrar cuando presente los resultados del primer trimestre del 18 de abril, la deuda se vendería a un precio medio algo inferior a 90 centavos de dólar por cada dólar.