Caja Madrid obtuvo un beneficio neto atribuido de 1.084,5 millones de euros en los seis primeros meses de 2008, lo que supone un incremento del 1,1% respecto al mismo periodo del año anterior, según ha informado la entidad que preside Miguel Blesa. El margen de intermediación cayó un 3%, hasta 1.146,7 millones, mientras que el margen ordinario descendió un 3,2% y se situó en 1.891,4 millones. El margen de explotación, por su parte, registró una disminución del 8,8% hasta junio, y se colocó en 1.192,3 millones de euros.