Las acciones de CaixaBank aun no han recogido con subidas la inyección millonaria que va a recibir una vez que se complete la venta de Abertis, pero podría hacerlo en un futuro.  En las últimas 24 horas el valor ha empeorado su aspecto técnico, según los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión.

Los expertos de la firma de análisis creen que el banco catalán se ha convertido en una  buena opción de inversión a la espera de que los directivos de la compañía decidan mover el dinero que va a recibir de la venta de su participación en Abertis.

Hasta que se complete la compra de la concesionaria catalana por parte del holding formado por ACS y por Atlantia, Caixabank es el principal accionista al controlar más de un 21% de su capital.

En su último informe diario, los expertos de AlphaValue señalan que “la fuerte caja que CaixaBank va a recibir de la operación de Abertis podría emplearse en operaciones corporativas”. En concreto, a 18,36 euros por acción, la entidad podría recibir unos 3.900 millones de euros, indican. “No descartamos la recompra de los minoritarios del banco luso BPI”, señalan estos expertos.

En lo que va de año, las acciones de la firma se dejan algo menos de un 8%, aunque la cifra es superior desde máximos del  año, es decir, desde el nivel de 1,40 euros que llegó a alcanzar en enero. En estos niveles, estos expertos apuntan que CaixaBank “podría ser una posición interesante a la espera de un previsible movimiento por parte de la entidad financiera”.

Acción Caixabank

No han pasado un buen momento los bancos esta semana. Por un lado, Mario Draghi echaba un jarro de agua fría sobre las perspectivas de normalización monetaria, ya que considera que no será inmediato que la inflación alcance el objetivo del 2% a largo plazo.

Por otro lado, el BCE ha presentado esta misma semana la nueva normativa que prepara y que endurecerá las provisiones que tienen que hacer los bancos por los nuevos préstamos dudosos. En concreto, para los activos más seguros como las hipotecas, la Unión Europea obligará a las entidades a provisionar el 100% del préstamos en ocho años. Para los de más riesgo la provisión deberá realizarse en dos años una vez que pasen a ser dudosos. A punto de cumplirse diez años de la quiebra de Lehman Brothers los reguladores aún no han olvidado las consecuencias de una crisis financiera.

En el mercado, el consenso de Reuters apuesta por mantener las acciones de CaixaBank con una recomendación media de 4,42 euros por acción, que darían al valor un potencial del 14% desde los niveles actuales.

Recomendaciones CaixaBank

Los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión han empeorado durante la última sesión para colocar al valor en fase de rebote frente a la anterior fase de consolidación. Tal y como se puede observar en el siguiente gráfico, el valor mantiene una tendencia bajista tanto a medio como a largo plazo.

Caixabank