BP  tiene previsto recortar 620 puestos de trabajo de su división de energía solar, lo que representa más de un cuarto de su plantilla, informó el miércoles el diario The Guardian en su página web. El rotativo señaló que se cerrarán dos fábricas cercanas a Madrid, con una plantilla de 480 trabajadores, así como un módulo de fabricación de la planta Frederick en Maryland, EEUU, que supondrá otros 140 despidos. La noticia indica que BP justifica los despidos por la crisis crediticia y la fuerte competencia. BP dijo que forma parte de su estrategia a largo plazo para reducir el coste de la energía solar hasta el nivel del de la electricidad convencional.