El presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos, Ben Bernanke, pareció el martes respaldar los esfuerzos de la Casa Blanca para estimular la economía del país, al afirmar que son necesarias ahora medidas agresivas para evitar una calamidad económica.

"Al respaldar los gastos privados y públicos, el paquete fiscal debería otorgar un impulso a la demanda y a la producción en los próximos dos años como también mitigar la pérdida general de empleos e ingresos que de otra forma ocurriría", sostuvo Bernanke en un testimonio preparado con anticipación para se entregado al Comité de Presupuesto del Senado