La líder opositora de Pakistán, Benazir Bhutto, murió el jueves en un atentado con bomba tras un mitin electoral en la ciudad de Rawalpindi, informó su partido. "Ha muerto como una mártir", declaró el responsable del partido Rehman Malik. Bhutto, de 54 años, murió en un hospital en Rawalpindi. Ary-One Television dijo que murió de un tiro en la cabeza.
La policía informó de que un suicida disparó contra la líder opositora cuando estaba saliendo del lugar del mitin, un parque, antes de inmolarse. "El hombre primero disparó contra el vehículo de Bhutto. Ella se agachó y entonces él se inmoló", explicó el oficial de policía Mohamad Shahid. La policía dijo que 16 personas murieron. Previamente, responsables del partido habían dicho que Bhutto estaba sana y salva, aunque luego su marido, Asif Ali Zardari, manifestó que estaba gravemente herida. Un testigo de Reuters dijo que vio varios cadáveres en una carretera, además de una cabeza humana mutilada. Otro suicida mató a casi 150 personas en un atentado contra Bhutto el 18 de octubre, cuando la líder de la oposición recorría en una caravana la localidad de Karachi, en el sur del país, tras volver al país después de ocho años en el exilio.