Banco Sabadell se convirtió hoy en el primer banco español en abrir una sucursal operativa en Marruecos, en concreto en la capital económica de Casablanca, y refuerza sí su estrategia de internacionalización.  Además, esta oficina, que actuará como banco a todos los efectos, es también la primera que la entidad abre en una zona emergente, ya que el resto de oficinas que posee repartidas en este tipo de países son comerciales o de representación. En rueda de prensa previa a la inauguración de la oficina bancaria, el presidente del Banco Sabadell, Josep Oliu, explicó que este proyecto, aunque pequeño, es importante y hace del Sabadell un "banco dinamizador" para acompañar a las empresas españolas en su proceso de expansión e inversión en el Reino de Marruecos.