Desde que en la segunda parte de 2012 se apoyara en repetidas ocasiones en el soporte de los 9 euros, el valor no ha dejado de subir. Acumula desde ese nivel una revalorización del 77%, lo que le convierte en uno de los valores más alcistas del EuroStoxx 50. Además, Antonio Espín, analista independiente, lo destaca como una de sus acciones favoritas del mercado europeo: “es buena señal que se coloque por encima de la resistencia de los 16 euros”.

Según nuestros indicadores Premium, la acción es alcista en el medio y largo plazo, como nos indica su sobresaliente de 9. Sólo hay un pero, el volumen de largo plazo, que es decreciente.