El gigante de telecomunicaciones Alcatel-Lucent perdió 586 millones de euros en el segundo trimestre frente a beneficios de 182 millones registrados en el mismo periodo del ejercicio anterior. Se trata del segundo trimestre en que el fabricante de equipos de redes incurre en pérdidas debido a los costes derivados de la fusión entre ambas compañías. las pérdidas trimestrales incluyen cargas extraordinarias por valor de 250 millones de euros derivados de la compra de Lucent. Los ingresos del periodo se situaron en 4.326 millones de euros, un 3,7% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior, cuando la cifra de negocio alcanzó 4.491 millones.