El grupo asegurador estadounidense AIG anunció la venta de su negocio de financiación de consumo en Argentina al local Banco Galicia y  a un grupo inversor liderado por Pegasus, en una transacción cuyo monto no fue revelado. El banco de inversión UBS actuó como asesor financiero.