La aerolínea rusa Aeroflot se retirará del concurso por la compra de una parte del capital de la italiana Alitalia, según fuentes próximas a la compañía rusa. Aeroflot y el banco italiano Unicredit conforman uno de los dos grupos que participan en el concurso por la privatización de al menos el 39,9 por ciento del capital de Alitalia. Areoflot asegura que las condiciones del concurso no les satisfacen, ya que el Gobierno italiano no quiere desarrollar su línea aérea nacional, sino que sólo quiere recibir el máximo de dinero posible.