Los consorcios con los que las constructoras españolas Acciona, ACS, FCC y Sacyr compiten por el contrato de las obras de ampliación del Canal de Panamá han resultado precalificados para participar en la licitación, según informa la Autoridad del Canal en su página web. El proyecto, que consiste en el diseño y construcción de un tercer juego de esclusas, está valorado en 2.500 millones de dólares (1.703,8 millones de euros) y forma parte de un programa más amplio para la ampliación del canal con un presupuesto total de 5.250 millones de dólares (3.578,1 millones de euros). Acciona, ACS y FCC se han presentado juntas en un consorcio que completan la alemana Hochtief (participada al 25,1% por ACS) y la mexicana ICA, y en el que las cinco empresas tienen la misma participación. Sacyr, por su parte, participa en otro consorcio en el que también están la italiana Impregilo, la holandesa Jan de Nul y la panameña CUSA.