Abertis ha recibido muestras de interés de distintas firmas por entrar en el consorcio con el que el pasado mes de mayo se adjudicó la autopista de Pensilvania (Estados Unidos), la mayor privatización de una vía del país. "Hay interés por entrar en el consorcio, pero aún no hay nada cerrado", indicó el director financiero del grupo de concesiones, José Aljaro. Abertis controla con una participación del 50% el consorcio adjudicatario de la vía, que completan Citi y Criteria. El grupo se hizo en mayo con el contrato para explotar durante 75 años la autopista Turnpike de Pensilvania con un oferta de 14.500 millones de dólares (unos 9.230 millones de euros).