El sentimiento ha podido con la subida del mercado. Muchos se preguntan el por qué de esta corrección y la respuesta resulta ser más evidente de lo que se esparaba: con el ratio put-call en máximos, los mercados deben ceder. Aún así el Ibex 35 se niega a abandonar la cota de los 8.000 puntos con Repsol por los suelos, en parte, por la caída también del oil Texas encerrado en una situación de altibajos constante. El par euro/dólar retrocede esta jornada hasta el 1,29.


¿Dónde queda el sector financiero para levantar el ánimo? BBVA y Santander firman su segunda jornada como lastre de un selectivo nacional capaz de aferrarse de uñas a la cota de los 8.000 enteros. El Ibex 35 cierra con una caída del 0,95%, hasta los 8.022  puntos, con Santander a la baja otro 1,21% y BBVA que cede un  2,12%. Las palabras de su presidente, Francisco González, en un almuerzo organizado por el Foro ABC hacen atisbar la cantidad más o menos exacta que necesitarán las entidades nacionales para su recapitalización. Recordamos que la semana pasada la consultora Oliver Wyman, encargada de evaluar a nuestro sistema financiero, comunicó a las entidades sus necesidades de financiación. González hoy ha hablado y ha cifrado esta 'ayuda' en una horquilla de entre 70.000 y 80.000 millones de euros. 

Eso sí, el Gobierno no se libra. González ha instado al Ejecutivo a solicitar el rescate 'lo antes posible', conocedor de que la contención de las primas de riesgo no va a mantenerse por demasiado tiempo.

La cita de la jornada ha sido la subasta del Tesoro Público.
España ha colocado hoy 4.798 millones de euros en dos emisiones de bonos y obligaciones, más de lo previsto inicialmente, y ha conseguido pagar menos por la colocación a diez años, un plazo al que ha adjudicado 858,68 millones y cuyo interés ha caído al 5,7 % desde el 6,706 % de la anterior subasta.

Sin embargo, en la emisión a tres años, en la que ha colocado 3.940 millones de euros de los cerca de 4.800 adjudicados hoy, el interés marginal ha subido al 3,919 %, por encima del 3,774 % de la anterior puja y por encima también del nivel al que se negocia este bono en el mercado secundario, 3,669 %. En este punto, fuentes del mercado hablan de una importante novedad: el Tesoro ha sacado este bono a tres años con una referencia sobre Benchmark ligeramente inferior al 4% anteriormente fijado. Según esta misma fuente, el Gobierno podría haber pactado con Bruselas el porcentaje como anclaje o zona en la que entraría el BCE a comprar deuda española. 

Así las cosas, la prima de riesgo española sube con fuerza casi 20 pb en esta jornada tras la reunión mantenida entre el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el president de la Generalitat catalana, Artur Mas, y su consecuente fracaso. Cierra con el mercado en los 426 puntos básicos.  El bono español a diez años sube otro 1,8% con una rentabilidad exigida del 5,79%.


Repsol, desplomado
Sólo se cuela por delante la constructora Sacyr Vallehermoso con una caída del 4,15%. La petrolera de Brufau cede un 3,59% hasta los 15,82 euros en la jornada del jueves. Según el analista de la Zona Premium José Luis Cava, este recorte puede producirse debido a la caída también del oil Texas que hoy vuelve a cotizar en los 91 dólares, encerrado, como se encuentra, "en un triángulo". Recordamos que este mismo lunes se encontraba en los 100 dólares el barril. 

Dos bancos medianos, Bankinter y el Banco Popular, se encuentran inmediatamente después en la parte roja de la tabla con un desplome muy similar en el 2,75%. 

También cotiza en rojo Telefónica que pierde un 1,89% hasta los 11,18 euros; mientras que el blue chip restante sube un 1,77% y se coloca en los 97 euros tras el buen dato conocido ayer gracias al aumento de sus ganancias un 32% al cierre del segundo trimestre del año. 


Constructoras a la cabeza y Europa en rojo
En teoría, encabezan las ganancias, dicen los expertos, al no haber realizado el rally que otros ya han hecho y ahora es su turno. Acciona gana un 3,24%, así como Ferrovial suma un 2,15% en esta jornada. Entre medias se cuela IAG con una subida del 2,64%. 

Mientras, en el viejo continente se extienden los recortes, no podía ser menos. El Footsie londinense cierra con una caída del 0,57%, mientras que el FTSE milanés hace lo propio, a la baja otro 1,68%. 

En cuanto a las grandes plazas europeas, el Dax Xetra germano cotiza plano a su cierre en los 7.390 puntos y el Cac parisino recorta un 0,6% este jueves, ligeramente por encima de los 3.500 puntos.