Subidas en Wall Street después de que la presidenta de la Fed, Janet Yellen, haya reiterado que las subidas de tipos y la reducción del balance del banco central serán graduales. El euro, por su parte, cede posiciones frente al dólar, pero continúa sobre los 1,14. Mientras, el crudo, rebota con cierta alegría por encima de los 48 dólares el barril de Brent.

Apertura alcista en Wall Street con el discurso de la primera comparecencia de la presidenta de la Reserva Federal (Fed), Janet Yellen, en el Congreso (el jueves repetirá). Reitera el banco central que las subidas de tipos y la reducción del balance (de 4,5 billones de dólares) serán graduales. Añadiendo que el precio del dinero no tendrá que subir tanto como en décadas anteriores para alcanzar niveles neutrales.

“La evolución de la economía garantizará incrementos graduales en las tasas de fondos federales a largo plazo para lograr y mantener el pleno empleo y unos precios estables”, ha afirmado.

Recuerda Michael Hewson, de CMC Markets UK, que un movimiento demasiado rápido, o pronunciado, en este sentido sería “arriesgado”, pues endurecería la política desde dos frentes, por lo que dicho proceso hace necesario una “comunicación efectiva” en los próximos meses por parte de la Fed.

Vea también: Dos acciones del Euro Stoxx 50 para un rebote

Con todo, reconoce que si atendemos a los futuros de la Fed, el mercado parece estar descontando que es más probable que los aumentos adicionales de tipos sean la opción que menos prefiere el banco central, y que el enfoque central es preparar el terreno para rebajar el tamaño de su balance.

Las palabras de Yellen copan la actualidad, y el riesgo político, al alza en las últimas sesiones ante las filtraciones de correos electrónicos del hijo del presidente Donald Trump con una abogada rusa que decía tener información comprometida de la candidata demócrata, Hilary Clinton.

Sin embargo, los expertos consideran que estas informaciones seguirán “dando juego (…) la Bolsa estadounidense sigue mostrándose, sobre todo los traders, muy sensible a las noticias relacionadas con el republicano y su entorno en lo relativo a posibles ‘ayudas’ de Rusia durante su campaña”, detallan desde Link Securities.

Vea también: "BBVA y Santander tienen figuras interesantes, y Telefónica podría repuntar"

La firma destaca asimismo el aplazamiento del receso veraniego del Senado para dar más tiempo a un acuerdo sobre la reforma sanitaria: “Este hecho hizo que los inversores, que ya han perdido casi toda la esperanza de que la agenda pro crecimiento de Trump pueda salir adelante, se animaran y volviera a tomar posiciones en renta variable, con los sectores energéticos y tecnológicos como sus principales objetivos”.

Y es que, tal y como recuerda Daniel Pingarrón, de IG, “el motivo de fondo que explica la fuerte subida de las Bolsas desde finales del año pasado reside en las políticas económicas prometidas por el presidente estadounidense (rebaja de impuestos e incremento de la inversión)”.

Mientras tanto, en el plano empresarial, destaca el buen comportamiento de Apple, tras publicarse que está trabajando para arreglar los fallos de software de su nuevo iPhone; y de Fastenal, después de batir las previsiones con sus resultados. Así como las petroleras, que ‘celebran’ el rebote del crudo, con la caída de los inventarios API por debajo de lo esperado y un informe de la Agencia Internacional de la Energía en el que rebaja sus previsiones de producción para 2018. Así las cosas, el barril de Brent escala sobre los 48 dólares; y el de West Texas recupera los 46.

Vea también: Los indicadores de amplitud acumulan divergencias bajistas