El experto repasa el comportamiento del DAX en los principales marcos temporales para ver las estrategias que pueden resultar más interesante en este entorno en el que los mercados están pendientes de más catalizadores que puedan empujar a los índices a mayores revalorizaciones o a nuevas correcciones.
 
Si observamos el gráfico diario apreciamos una divergencia entre el precio y nuestro oscilador de momento. Muy probablemente lo que vemos es una onda 3 y debería venir a continuación la corrección. Muchas veces cuando ocurre este tipo de situación, si bien se espera una corrección, la ruptura del máximo también nos da buenas entradas en el lado alcista. Por eso siempre dentro de nuestro sistema tenemos una reversión en donde está ubicado nuestro stop loss.

Si analizamos nuestros indicadores, tanto el oscilador de momento como de aceleración se encuentran en negativo. El precio cierra levemente por debajo del tercio medio y por dentro de las medias móviles. El precio puede seguir disparado para cualquier dirección.

Igualmente, en este marco temporal la entrada en largo la estaríamos teniendo por encima de los 11.648 puntos. Buscaríamos un primer objetivo de 11.770 puntos y un segundo objetivo de 11.900 puntos. Y la entrada en corto estaría por debajo de los 11.518 puntos, buscando un primer objetivo de 11.400 y un segundo objetivo de 11.280 puntos.

Vemos el volumen que se está generando en los 11.648 y el último volumen también es bajista pero es de 12.848. Tendría que ser superior a los 17.660 la ruptura de estos11.648 puntos y hacer una barra alcista, una 13 o una 23, siempre que el valor cierre por encima de nuestra entrada en largo.

En nuestro marco temporal de una hora, vemos que nuestros indicadores tanto momento como aceleración se encuentran en negativo. El precio cierra por encima del tercio medio levemente. Prácticamente tocando nuestra media móvil de ocho periodos. Si vemos en este marco temporal 947, debería ser por encima de esta cifra para que tenga más vigencia la entrada en largo.

Esta estaría por encima de los 11.567 puntos, buscando un primer objetivo de 11.615 y un segundo objetivo de 11.660 puntos. La entrada en corto estaría por debajo de los 11.556 puntos buscando un primer objetivo de 11.515 puntos y un segundo objetivo de 11.475 puntos. Hay que tener en cuenta que muchas veces si no se alcanza el objetivo que se mueva el 30% del mismo movimiento y en el caso de que la operación vaya en nuestra contra al menos nos llevamos un 30% del primer objetivo.

Y, por último, con respecto a nuestra entrada intradiaria de quince minutos, observamos que nuestro oscilador de momento y aceleración están en negativo, coincidiendo con los otros dos marcos temporales. El precio está por debajo del tercio medio y por debajo de nuestras móviles. En este marco temporal tendríamos que estar buscando cortos.

La entrada en corto estaría por debajo de los 11.562 puntos buscando un primer objetivo de 11.545 y un segundo objetivo de 11.525 puntos. La entrada en largo estaría por encima de los 11.577 puntos, buscando un primer objetivo de 11.595 puntos y un segundo objetivo de 11.615 puntos.