“A pesar de la situación macro y de las diferentes incertidumbres que azotan los mercados, mantenemos una actitud positiva frente a la renta fija”. Así de contundente se muestra Chris Iggo, CIO de Renta Fija en AXA Investment Managers. En su opinión, tres son los principales elementos que debemos considerar para entender la coyuntura actual.

En primer lugar, el crecimiento, que seguirá siendo débil sobre todo en la Europa continental donde algunos países sufrirán una situación de recesión más difícil que otros. Por otro, los tipos de interés, que continuarán a niveles bajos al menos durante un tiempo. En última instancia, los riesgos, que básicamente se concentran en la zona Euro, pero que se han reducido gracias a medidas como el LTRO puesto en marcha por el BCE. En conjunto, estos factores dan lugar a un escenario que hace posible un pronóstico positivo para los bonos. “Esta clase de activo es la que mejores retornos ajustados por riesgo ha ofrecido en los últimos años y esperamos que esto continúe siendo así en el futuro”, comenta Iggo.

En cuanto a la asignación por tipos de bonos, recomienda infraponderar los bonos gubernamentales. La deuda estatal de los países europeos centrales está ofreciendo una rentabilidad muy baja. En efecto, sus tipos de interés reales son negativos y han sido reprimidos por diferentes políticas gubernamentales motivadas por la realidad imperante. En el otro lado de la balanza, sobrepondera las inversiones high yield y el crédito, donde es posible encontrar auténticas oportunidades de inversión, por ejemplo, en el sector bancario ampliamente beneficiado por la inyección de liquidez puesta en marcha por el Banco Central Europeo. “El movimiento de risk off que hemos vivido en los dos últimos años ha hecho que los bonos sin riesgo se hayan comportado mejor, pero espero que esto cambie en algún momento a lo largo de este año, anota Iggo.”

Por último, en cuanto a la inflación, que podría convertirse en una preocupación a medio plazo debido a las políticas del BCE, al déficit europeo y al incremento de la demanda doméstica en los mercados emergentes, Iggo recomienda apostar por duraciones cortas como medida para limitar el impacto de este fenómeno en las carteras. Para atender a esta realidad, AXA IM ha puesto en marcha la clase Redex, que combinada con la clase tradicional, permite optimizar la rentabilidad de la cartera.

Oportunidades en crédito en bancos y valores financieros
“El sector bancario se enfrenta hoy en día a un importante desafío. El modelo está cambiando, las entidades deben acometer importantes procesos de desapalancamiento y esto lo deberán hacer en un entorno complicado caracterizado por una fuerte crisis de deuda soberana”, indica Anne Velot, Jefa de Crédito Euro en AXA IM. Velot considera que las compañías que resulten vencedoras de este proceso de reestructuración estarán más saneadas, contarán con una mayor liquidez y si bien esta realidad tendrá un impacto negativo en la rentabilidad esto no afecta a los portadores de bonos, cuyos cupones no se verán impactados por una posible reducción en la rentabilidad de la compañía.

Fuera del sector financiero, también es posible encontrar interesantes oportunidades pues los fundamentales siguen siendo sólidos. Sin embargo, la calidad de la asignación por países será clave para cosechar una buena rentabilidad. Las empresas europeas han sabido gestionar de forma satisfactoria sus balances y flujos de caja y a día de hoy gran parte de su crecimiento procede de fuera de las fronteras del continente. “Comprar una empresa europea significa en muchos casos comprar exposición al crecimiento mundial”, anota Velot.

En 2012, los parámetros métricos clave del crédito deberían comportarse bien y se espera que el ratio deuda neta/Ebitda se mantenga estable al 1,63x debajo de los niveles alcanzados en 2008 y 2009. Para responder a estas oportunidades, AXA Investment Managers pone a disposición de sus clientes, entre otros los siguientes productos de crédito:
- AXA WF EURO Credit Short Duration
- AXA WF Euro Credit Investment Grade
- AXA WT Euro Credit Plus