“La semana pasada el cruce euro-dólar (EUR-USD) corrigió al alza de forma abrupta rompiendo las resistencias de calado: el 50% de retraso del trimestre, el canal alcista semanal y la resistencia de 1,2650 dólares, resistencia de medio y largo plazo”, indica Manuel Domínguez-Blanco, especialista en divisas de Interdin.com.

Ahora, “volver por debajo del 38% del retraso implicaría un sesgo del precio a la baja y nos meteríamos por debajo de 1,2650 por lo que el rally no tendría continuidad”

Técnicamente, “en la vela semanal de la semana pasada no había prácticamente mecha alcista, lo que implica que el momentum es muy alcista y vamos a estar por ello muy pendientes de las decisiones de política monetaria. En el caso de la Fed, si se pone en marcha un QE3 se inundará el mercado de dólares, lo que implicaría un sesgo bajista para la divisa. También habrá que estar atentos a las decisiones del Ecofin del fin de semana porque creo que después de éstas quedará definido el movimiento del cruce en el resto del trimestre”. “El soporte de 1,20 ha sido muy importante. Por encima de 1,30 dólares quedaría recorrido pero, cuidado si se va por debajo de 1,2650”.


En el Ibex 35, “la resistencia de los 8.000 puntos es muy fuerte y la tendencia de largo plazo es bajista. No es fácil que el Ibex 35 tenga recorrido al alza”. No obstante, Domínguez-Blanco cree que “sería positivo cerrar el mes por encima de los 7.200 puntos”.

¿Las alzas del oro están descontando un nuevo QE3 por parte de la Fed? “la vela trimestral del oro es muy potente. Está mirando a máximos y, teniendo en cuenta que suele tener un movimiento contrario al dólar –que es bajista-, el oro tiene un claro potencial alcista”.

El crudo americano West Texas “tiene una tendencia alcista, según nos muestran ciertos cruces de divisas contrarios al petróleo, como el dólar canadiense-dólar estadounidense, que está bajista. Por tanto, el petróleo va a seguir subiendo”. “Está retrocediendo el 38% del último rally alcista y, si el precio se para aquí, podrá subir hasta 105-110 dólares por barril a medio-largo plazo”.

En el mercado de divisas podemos encontrar una oportunidad de inversión en el “dólar neozelandés- dólar estadounidense (NZD-USD). Tiene una correlación muy alta con el precio del oro y, ya que el oro está alcista, este cruce de divisas es alcista. Está en 0,81 dólares, pero tiene potencial alcista hasta 0,85 y, más largo plazo, hasta 0,88. Sería aconsejable situar un stop en 0,79 dólares”.