1.    ¿Cómo estáis viendo este inicio de año 2022?
Ha empezado con mucha volatilidad que, por otro lado, es lo normal en los mercados sobre todo en las bolsas. Pero eta volatilidad ya comenzó el año pasado cuando había problema en la escasez de suministros, de componentes, semiconductores…había cuellos de botella en las cadenas de suministro que hacía temer una subida de la inflación que conllevara una subida de tipos de interés. Este año se ha incrementado la volatilidad por la conflicto entre Rusia y Ucrania que estamos viendo además de una rotación sectorial, con toma de beneficios de valores de crecimiento – calidad en favor de aquellos que se podrían beneficiar de una posible subida de tipos y la inflación. Estos movimientos no son anormales en los mercados sobre todo en un contexto de normalización de tipos, del crecimiento y beneficios empresariales. Esto hará que haya más homogeneidad entre los distintos sectores y menor polarización de la que ha habido en los últimos años. 

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading


2.    ¿Cuánto durará la actual volatilidad y el movimiento de rotación hacia compañías cíclicas/defensivas?
Es complicado comentar aspectos de market timing sobre los que  nadie  tiene control ni domina por eso para nosotros lo importante no es cuánto va a durar esto sino fijarnos en qué tiene sentido a la hora de invertir que para nosotros es la calidad de los negocios en los que estamos invertidos. Es importante conocer y comprender bien cuál es el modelo económico de los valores en los que invertimos, su capacidad para crecer e incrementar beneficios de forma sostenible en el largo plazo. Porque la prima de calidad es permanente, no cíclica. Por lo tanto tener activos de calidad es lo más importante porque cuando el mercado ponga el foco en los fundamentales estas compañías seguirán creciendo. 

3.    ¿Qué características debe tener una compañía para navegar en este entorno de volatilidad, inflación, tipos de interés al alza, etc…?
En un contexto de subidas de tipos hay que tener compañías que tengan poca deuda, para que les afecte poco la subida de tipos; además si hay subida de la inflación tenemos que mirar compañías con poder de fijación de precios, compañí.as que tengan productos y servicios que sean estables y recurrentes en el tiempo, que la sociedad necesite, que tenga ventajas competitivas, que operen en mercados con altas barreras de entrada, que generen mucha liquidez, que tengan un retorno sobre el capital empleado elevado, capacidad para crecer….todo ello hará que estas compañías naveguen mucho mejor en un entorno de inflación y tipos de interés por encima de la media. 

4.    ¿Cuál ha sido el impacto en las valoraciones tras las caídas de los mercados?
Ha sido muy fuerte, sobre todo en compañías que tienen capacidad para hacer crecer sus beneficios porque si nos fijamos en el PER si los precios han caído mucho pero los beneficios suben, la valoración cae mucho más que los precios. Hay muchas compañías de mucha calidad con capacidad para crecer cuyas valoraciones hoy se sitúan en niveles de antes de la crisis e incluso de 2018/2019 con lo que muy atractivas y con mucho potencial para crecer. Ahora mismo el mercado ha reseteado todas las valoraciones y hoy en día estamos en mejor situación de lo que estábamos en noviembre, diciembre del año pasado. 

5.    ¿Sería este un buen momento de entrada para aquellos inversores que tengan una perspectiva de la inversión a largo plazo?
Sin duda. El momento actual es muy propicio y por valoraciones son parecidas a las de 2019 con un contexto económico diferente al actual. En 2019 el ciclo de Capex no era tan favorable como el de ahora porque tienen que  hacer frente a esa demanda real que es fuerte y existente. Además el contexto económico no era tan sostenido como el de ahora con tantos estímulos fiscales y monetarios. Por último, las compañías están volviendo a invertir y en Europa tenemos los Next Generation que hacen que las previsiones sean de un crecimiento sostenible que beneficie a las compañías con capacidad para crecer.