Fernando Luque, senior financial editor de Morningstar, analiza las alternativas de inversión a través de fondos  más innovadoras y también cómo afectan a este mercado los eventos político-económicos de la siguiente semana.
 
¿Ve interesante la salida de los fondos de gestión alternativa para conseguir rentabilidad reduciendo el riesgo y la volatilidad que asumimos?
Es un tipo de fondo que está teniendo un éxito tremendo, como se puede ver en los flujos de inversión, aunque el problema es que muchos no tienen un track record suficiente para poderlos valorarlos pues en los últimos años han vivido un entorno de mercado favorable.

En este grupo hay fondos que nos gustan en la gama de multiestrategia, por ejemplo el Deutsche Concept Kaldemorgen, el Standard Life Investments Global Absolute Return; dentro de los long/short nos gusta el de Alken.

También hemos visto en qué fondos de gestión alternativa invierten los fondos de inversión españoles sin necesidad de que sean fondos de fondos y, ahí, el que fondo que más se repite es uno long/short de RV europea, que es el BlackRock Strategic European Absolute Return y, después de él viene Old Mutual Global Equity Absolute Return y, en tercer lugar el BlackRock Strategic Fixed Income, que es un arbitraje de deuda. Hay oportunidades, aunque hay que tener cuidado con analizar solo los dos último años.
 
Vemos una proliferación de fondos de inversión que se basan en ideas disruptivas (tecnología, robots, impresoras 3D…). ¿Le parecen interesantes oportunidades de inversión?
No hay muchos fondos en este sentido. Por ejemplo, Pictet ha sacado uno de robótica, aunque también se puede ir a un ETF, que ahí han sido más activos en esta estrategia, por ejemplo, el ETF Robo Global™ Robotics and Automation (ROBO), no es que lo haya hecho especialmente si lo comparamos con el S&P 500, pues este año sí supera al índice, pero en 2015 lo hizo bastante peor.

Es muy difícil valorar un fondo o ETF de este tipo porque dentro de ellos hay muchas empresas pequeñas y medianas. Por ejemplo, el ETF ROBO tiene una gran parte de empresas de Japón. Además, dejando de lado la novedad, es muy complicado valorar la temática porque son empresas que muchas veces no son muy seguidas por los analistas.

Puede tener sentido tener un enfoque diversificado a través de un ETF o fondo de inversión porque diluye el riesgo o ir directamente a compañías específicas, por ejemplo, dentro del ETF ROBO destacaría a Electa, que es una empresa sueca especializada en material médico aplicado al cáncer y trastornos neurológicos. Además, Electa creemos que es una de las compañías más baratas a nivel europeo.
 
¿Cómo podría afectar al mercado de fondos de inversión la posible salida de Reino Unido de la UE?
Ya estamos viendo el efecto del Brexit en las caídas de mercado actuales y refugio en el bono alemán hasta llevarlo a intereses negativos. Las consecuencias de medio y largo plazo son difíciles de valorar, aunque que UK se desvincule de la UE no va a evitar que las empresas sigan haciendo negocio en el resto del mundo.

Es muy difícil configurar una cartera o hacer una cartera al calor de estos eventos de incertidumbre.
 
Con la vista puesta en las elecciones generales españolas, ¿qué claves presentan los programas políticos de cada partido en cuanto a fondos de inversión?
Unidos Podemos es el que más se ha desmarcado en cuanto a la claridad de su política sobre el ahorro, pues quieren equiparar la fiscalidad del ahorro a la de otras fuentes de ingresos o del trabajo, lo que beneficiará a unos y perjudicará a otros.

Es verdad que ha habido mucho ruido respecto a las SICAVs, que es un tema muy populista.

Es importante para el inversor particular que, al menos, nos quedemos como estemos y no retrocedamos en cuando a fiscalidad. De hecho, el sistema que había hace años que eximía a las ganancias del ahorro a largo plazo de cargas fiscales, sería muy positivo, así como incentivar los aportes a planes de pensiones privados y mejor a través de una cuenta jubilación.
 
Sacyr y OHL han sufrido un fuerte pérdida tras conocerse que dejarán de formar parte del Ibex 35, ¿cree que este hecho responde a la salida masiva de fondos indexados, seguidos de manos retail?
Los fondos indexados tienen influencia en los mercados y cada vez más, pues la inversión pasiva le está ganando terreno a la activa. Así pues, por ejemplo en Sacyr está presente el fondo indexado Vanguard Total International Stock Index con una inversión del 0,003% que supone 6 millones de euros, 300 veces más que un fondo de acciones españolas como el BBVA Bolsa España, que invierte el 1% en Sacyr. Esto comporta que el poder de los fondos índice, ETF y fondos de gestión pasiva puede ser importante en este tipo de cuestiones.