La gestora cree que en la actualidad el mercado español ofrece muchas oportunidades de inversión en compañías de calidad para el medio plazo.
 
¿Cómo valora la última reunión del BCE?
Los anuncios que se hicieron durante la rueda de prensa estaban descontados. La sorpresa en minúsculas fue la revisión al alza del PIB de la eurozona del 1,6% al 1,7% basado nuevamente en el consumo interno.

Con todo, los mensajes de tipos a niveles muy bajos durante un periodo prolongado de tiempo y la necesidad de reformas estructurales quedaron intactos.

¿Cree que el programa de compra de deuda del BCE beneficiará a alguna de las compañías que tiene en el fondo?
Por lo que se refiere al programa de bonos corporativos, cualquier compañía que tenga bonos elegibles por parte del BCE se va a ver beneficiada. Disminuirán sus diferenciales de crédito y  por lo tanto, mejorará su coste de financiación y su acceso al mercado.

Por lo que se refiere al segundo TLTRO será el sector bancario el que se vea más beneficiado porque reducirá su coste de financiación y tendrá un impacto positivo en su margen de interés.

Bankinter representa la mayor posición de su fondo, aunque está por encima de libros. ¿tienen pensado cambiar su estrategia?
No vamos a cambiar la estrategia. Nos sigue pareciendo una entidad de muchísima calidad, con un balance muy saneado. Una muy buena marcha de su  cuenta de resultados, tanto en margen de interés  y con una rentabilidad sobre capital por encima del 10%.

De hecho, aprovechamos las caídas de febrero para incrementar nuestra posición por debajo de 6 euros por acción, lo que nos daba mucho potencial con respecto a nuestro precio objetivo de 7,3 euros por acción.

¿Cuál cree que es la opción más viable para Telefónica en relación a O2?
Teniendo en cuenta que cualquier operación que implique a otro operador del Reino Unido va a ser muy exigente en cuanto a premisas, quizá la opción que se nos presenta más exitosa sería la venta de su filial a un comprador de perfil financiero, lo que reduciría mucho los riesgos de concentración de mercado.

Entre tanto esperamos que la compañía continúe realizando esfuerzos para reducir su deuda: mejora generación de caja, salida a bolsa de Telxius y la venta de activos no estratégicos.  

Tiene a Indra y gamesa en cartera, que suben más de un 10% en lo que va de año. ¿Cuál es el potencial que ve en estas compañías?
Todavía muy alto para las dos. Indra es una compañía inmersa en un programa de fuerte reestructuración. Una de las palancas de este plan es la reducción de costes operativos con el objetivo de ampliar márgenes y aumentar la generación de caja de forma sostenible.

Teniendo en cuenta que la reducción del  OPEX se basa en una reducción de personal pensamos que el riesgo de ejecución es muy bajo.

En el caso de Gamesa, su excelente posicionamiento estratégico, con su liderazgo en India y su excelente ejecución del equipo gestor ha permitido a la compañía crecer de forma rentable. Esperamos que ese crecimiento se mantenga  ahí. Con un precio objetivo de 19,5 euros por acción esperamos todavía potencial.

¿Tienen sesgo hacia ciclo defensivo para la segunda parte del año?
Nosotros no tenemos sesgo hacia ciclo ningungo. Este es un fondo de puro stock picking cuyo objetivo es encontrar empresas de mucha calidad, con un balance saneado, con mucha  visibilidad en la cuenta de resultados y con generación de caja importante que sea sostenible gracias a claras ventajas competitivas.

¿Qué es lo que más inquieta a una gestora de renta variable española para el segundo trimestre?
Pues a un gestor de renta variable española no le inquieta el corto plazo, sino la dificultad de encontrar valores a precios atractivos. En este momento hay muchas oportunidades de inversión en el medio y largo plazo en compañías de calidad y a unos precios muy atractivos.