Esta semana la noticia en el mercado de divisas viene marcada por las nuevas previsiones económicas de las Fed ayer y la rueda de prensa ofrecida después por Yellen.

Lo sustancial del mensaje, y en línea con lo que se esperaba desde el departamento de análisis de Interdin: 1) continuidad del ritmo de retirada de estímulos, a partir de abril las compras de títulos se reducirán en 10.000 M USD hasta 55.000 M; 2) pasará un “tiempo considerable” (Yellen estimó en seis meses), desde el final de la retirada de estímulos, que en principio se producirá en octubre, hasta la primera subida de tipos, reconociéndose que durante “algún tiempo” los tipos estarán por debajo de lo normal (4%, según los miembros del FOMC) aunque el empleo y la inflación estén ya en niveles objetivo.

En este contexto el billete verde se esta apreciando puntualmente aunque consideramos que se trata de un retroceso puntual. El par EURUSD avanza firmemente hacia la zona de 1,40, situación normalizada por la propia Angela Merkel al considerar que son niveles razonables dada la perspectiva histórica. Desde hace semanas el precio cotizaba ineficiencias que descontaban un Euro alcista y a modo resumen estos son los elementos técnicos de los que hemos venido hablando:

(1) Directriz alcista del wedge del mensual paulatinamente “exprimiendo” más al precio.
(2) Soporte formado en la zona de 1,35 y coincidente con el 38% del retroceso último rally alcista.
(3) Osciladores como MACD, yermo de divergencias y en periodos de fuerte capitalización mostrando aceleración respecto a la Señal.
(4) Niveles bajos de volatilidad, manteniéndose todos los promedios de medio y largo plazo por debajo de los 100 puntos de rango diario. Recordamos, como hemos comentando en multitud de ocasiones, que la baja volatilidad favorece a la moneda única en el sentido que se deshacen posiciones buscando el refugio del billete verde.

Desde el punto de vista macro tal y como destacamos a final de año el Euro tenía visos de seguir apreciándose a tenor de la tendencia creciente de la balanza por cuenta corriente de la zona Euro y la mejora de los datos económicos globales que deberían favorecer a divisas prociclicas como el Euro o la Libra

Hablando precisamente de la libra, hoy en el valor del día realizamos una operación en GBPUSD aprovechando el retroceso del “cable” y el sólido soporte en la zona de 1,6475. La tendencia de este mes es alcista por el momento y ahora mismo el precio testea zona potencial de fuerte rebote.

GRAFICO GBPUSD
Libra dólar