Una mayor tranquilidad en torno al impacto de la crisis crediticia en los resultados de la banca está contribuyendo a la mejora del tono en las bolsas.
En el caso del Ibex, deberíamos en próximos días consolidar el rango 14.600-15.000, a la espera de un mayor apoyo al selectivo por parte de la banca, que podría venir con los resultados del tercer trimestre (comienzan el día 10 de octubre con Banesto), que alejen temores respecto al impacto de la crisis en los mercados de crédito en los resultados de las entidades financieras.