El desamor ha llegado al mercado español y lo peor... es cuando hay dinero de por medio. Orange ha decidido jugar a dos bandas y las últimas informaciones a que la compañía gala estaría más interesada en una fusión con la también francesa Bouygues Telecom. En todo caso, lo característico de los chascos amorosos es que son principalmente inesperados. Ahora lo importante es saber reaccionar ante el futuro incierto de Jazztel. 
 
'¿Matrimonio prohibido?', se pregunta el diario galo y salmón Les Echos en relación al interés que ha mostrado Orange por hacerse con Bouygues Telecom. En principio, todas las luces están en verde, incluida la del propio gobierno francés que, por boca de su titular de Economía, Arnaud Montebourg, ha reconocido una suerte de "obsesión" por retornar a un sistema equilibrado de tres operadores principales de telecomunicaciones en su país.

Por otra parte, hay quien apunta también a una repercusión implícita en esta operación. En juego se encuentra la lucha que mantiene la germana Siemens por hacerse con el control del fabricante de trenes galo Almston. De lo que suceda al final del caso podría tomar buen ejemplo la otra fusión-adquisición pendiente.  En cualquier caso, no es una compra bien valorada por la prensa alemana que equipara esta compra con el declive francés en materia industrial. 

Volviendo al affaire que nos ocupa, la opinión pública discrepa ahora sobre el resultado de una fusión Orange- Bouygues Telecom. Según cálculos publicados por el rotativo francés, la compañía final podría representar la mitad del mercado, con una cuota de clientes del 45% aproximadamente. La duda reside en las pegas que pondrá Bruselas a esta operación en materia de competencia. Para tratar de evitarlo, se habla acerca de Bouygues Telecom planearía la venta de red móvil y frecuencias a un tercer operador por valor de 1.800 millones de euros o se valora también la opción de venta de unos dos millones de clientes, fijos o móviles. No obstante, sigue existiendo un gran interrogante sobre la admisibilidad de esta operación. 

COTIZACIÓN JAZZTEL ANUAL (FUENTE: Ei)




Mercados
Eso sí, lo de Bouygues Telecom tiene mérito. Con un Cac 40 en negativo en el último mes (-0,59%, según datos de Infobolsa), la acción se ha revalorizado un 12,52% hasta alcanzar los 33 euros por acción. Incluso la semana de turbulencias, como fue la pasada, la teleoperadora gala esquivó el chaparrón cerrando los cinco días sobre plano, con una ligera subida del 0,85%. 

El consenso de analistas apuesta por mantener los títulos tanto de Bouygues Telecom como de Orange. De hecho, los expertos apuestan por 'conservar' (término galo) ambos valores siendo el gigante naranja el que ha experimentado un notable espaldarazo por parte de los analistas, dado que nueve de las últimas once revisiones han sido al alza. En idéntica situación a su homóloga francesa, Orange se anota un 12% de revalorización en el último mes

Pero, ¿qué hacer con la española si ya la tenemos en cartera? Hay quien lo ha tenido claro desde el principio. Según datos facilitados por Visual Economy, el Banco Portugués de Inversiones fue el mayor vendedor de acciones de Jazztel con un volumen total de 654.600 títulos, seguido de cerca por el bróker del Banco Sabadell que se deshizo de 645.000 acciones. 

Ahora bien, las compras vienen cargadas. Morgan Stanley (con un volumen de compra de más de 5 millones) y Merrill Lynch (3 millones de títulos) son los brókeres que han apostado claramente por la teleoperadora en el último mes. Esa es la justificación, en parte, de que Jazztel, a pesar de las bandadas del Ibex, aguante la cotización del último mes con una subida del 1,6%, mientras que en el año sube un 36%, siendo el segundo título más alcista sólo a dos puntos porcentuales de Acciona, que repunta un 38%, según datos de Infobolsa. 

Con el precio actual en 10,76 euros, ¿ha subido ya demasiado, más si cabe tras el desamor con Orange? "Jazztel tiene una estructura alcista en fase de rebote, pero en la sesión del lunes ha mostrado síntomas de debilidad y parece que la franja de 11 a 11.40 se ha convertido en fuerte resistencia", asegura Fernando Gómez, analista de FormaciónTrading.com.

En este mismo sentido, José Luis Cárpatos, analista independiente y colaborador de Estrategias de inversión,aludía a la pérdida de la media de 50 sesiones por la que atravesó el pasado viernes, pese a que "se las arregló para cerrar por encima y con un fuerte volumen", lo que, en su opinión, refleja un fuerte interés comprador por el título. No obstante, el rebote ha dado paso a las dudas al comprobar la fuerza con la que viene el título, según Cárpatos.

"No interesa entrar", reconoce Gómez, mientras esté por debajo de 11,11 euros. Sin discusión. No está, por el momento, para posiciones alcistas, aunque si alcanzase esa cota podría ir a buscar y superar los 11,40 euros. Impensable, por cierto, con un Ibex 35 por debajo de 10.520 puntos, comenta el experto. 

En caso de que Jazztel sea ya un valor que engrosa nuestra cartera, Eduardo Faus, analista de Renta 4, apuesta por mantenerla dentro gracias a que presenta una "estructura de vuelta hacia los máximos de 2005 en 12,8 euros tras superar el 62% de la bajada desde entonces". ¿Las dudas? Se encuentran, en su opinión, en la zona de 11,50 euros.

Y, en último término, ¿qué hay de los brókeres?  Mantienen el favor de la teleoperadora con un precio objetivo por encima de su precio actual, hasta los 11,42 euros por acción, según los datos ofrecidos por Facset. Un 63% de los analistas consultados apuestan por comprar los títulos del valor, frente a un 31% que apuesta por mantener y un ínfimo 6% que se decanta por deshacerse de sus acciones.


“Apúntate gratis a las alertas de cambio de ciclo bursátil de JAZZTEL”