¿Serán capaces las grandes compañías ligadas al petróleo de superar el actual entorno de bajos precios? Los expertos de Citigroup acaban de emitir un informe en el que rebajan muchas de las recomendaciones de estas grandes compañías. ¿Por qué?
En opinión de estos analistas el precio del petróleo seguirá en mínimos de 2015 y las petroleras tendrán que adaptarse, aunque tardarán un tiempo. Ellos prevén que el barril cotice a una media de 62 dólares y este precio va a pasar factura a los márgenes y a la rentabilidad de estas empresas.

En concreto, creen que el ROE de las grandes de esta industria podría caer a mínimos del cuarto trimestre de 1998, hasta el 7,5%. De acuerdo con los analistas de la entidad, “esto va a ser el catalizador de un cambio que ya era muy necesario”.

Según un reciente informe de la firma, en los próximos meses vamos a ver un rosario de anuncios de recortes de costes en estas empresas, probablemente muchos de ellos se anunciarán durante los resultados de enero.
Entre otras cosas podríamos ver cómo las grandes empresas comienzan a salir de proyectos que hasta ahora no les han dado muchos resultados.

Además, también podríamos asistir en las próximas semanas a una revisión de las previsiones de beneficios para los próximos años. Sin embargo, en Citigroup consideran que, por el momento, las empresas del sector no van a tocar los dividendos, aunque si podríamos enfrentarnos a una reducción de los programas de recompras de acciones.

Pero aunque en Citigroup creen que las grandes compañías de petróleo van a recortar sus inversiones, sobre todo el Capex, podrían destinar parte de su caja para engrosar sus activos. Es de esperar que salgan al mercado muchos y a un precio razonable en esta parte baja del ciclo.

En este entorno, los expertos de Citigroup han rebajado la recomendación de varias empresas del sector a nivel mundial:

Chevron: Rebajan su apuesta hasta neutral desde comprar. La compañía ha tenido un buen comportamiento en bolsa en el último año, aunque la caída de los precios y de los márgenes la ha dejado, en opinión de Citi, sin mucho potencial de subidas. Chevron, además, podría ser compradora en este momento.

ENI: Los analistas rebajan la recomendación hasta vender. En opinión de estos analistas, aunque la compañía lo ha hecho peor que el sector en los últimos tres años, esto se debe a la caída en su capacidad de mejorar su beneficio.

Galp: Los expertos han rebajado su apuesta hasta neutral desde comprar. En la firma reconocen que la empresa tiene capacidad de mejora gracias a su exposición en Brasil. Sin embargo, la necesidad de inversión para hacer realidad toda esta mejora de la producción elevará su grado de endeudamiento. Esto deja a la empresa con poco potencial de subida

Repsol: Rebajan su recomendación hasta neutral desde comprar. A los analistas de Citigroup no les acaba de deslumbrar la adquisición de Talisman, ya que creen que no les va a generar tantos beneficios como asegura el equipo directivo.

Repsol, eni, Chevron, 1 año


Si quiere recibir alertas cuando Chevron cambie de ciclo bursátil, pinche aquí.