En los últimos datos relacionados con los flujos de fondos de inversión estadounidenses se puede apreciar una tendencia muy clara.
Los últimos meses muestran que las gestoras cada vez con más frecuencia abandonan la renta variable estadounidense. Parece que Europa es más atractiva de lo que era antes. Además, la renta fija sigue siendo una de las inversiones preferidas a medida que el reloj avanza.

Todo fluye, nada permanece. Los movimientos que se producen en cuanto a los flujos de los fondos son seguidos con especial atención por los agentes del mercado. En base a ellos, se puede visualizar cuáles son, o pueden ser, las regiones más apetecibles para tomar posiciones. O simplemente los lugares en los que ya no podemos encontrar tanto valor como antes.

Durante un largo periodo de tiempo hemos asistido a las subidas inconmensurables del mercado norteamericano. Repuntes que se han prolongado con gran fiereza durante seis años y que cada vez que avanza el tiempo en el calendario se ve una pérdida de fuerza en el empuje hacia máximos mucho más elevados.

No es que exista un temor desgarrador sobre una corrección importante sobre los principales índices de Wall Street, pero sí que empieza a planear en el ambiente que Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal, no tardará mucho tiempo en incrementar el precio del dinero en el país.

Esa inminente –para muchos expertos– subida de los tipos de interés en Estados Unidos, es uno de los factores por los que las inversiones en la renta variable estadounidense se están viendo frenadas. Así se refleja en los datos de flujos de fondos de inversión en este país de los últimos meses.

QUIZÁS LE INTERESE LEER: ¿Cómo posicionamos nuestra cartera para el verano?

De hecho, desde el comienzo de año las salidas de los fondos del mercado norteamericano se cifran en 11.482 millones de dólares, 2.715 millones de dólares en el último mes. Parece que, efectivamente, se empieza a visualizar esa sensación de que mucho más recorrido no espera en el principal parqué del mundo y que ahora toca buscar nuevas metas.

“En el caso de los fondos de acciones, se han producido salidas en su conjunto por un total acumulado de 157.000 millones de dólares (desde hace varios años) y hay una gran diferencia entre los fondos que invierten en Estados Unidos, dónde la tendencia es claramente de reembolsos, y los que lo hacen en el resto del mundo”, explica el analista independiente Perpe.

Flujos de fondos acumulados desde principios de año
Flujos de fondos acumulados desde principios de año


¿Cuáles son estos sitios?

En lo que atañe a renta variable, últimamente Europa empieza a ganar más atractivo. La implementación del QE por parte del Banco Central Europeo ha inyectado un optimismo que se traduce también en la fluctuación del dinero de los fondos de inversión. Sin ir más lejos hemos visto un avance de más de un 30% en el DAX, selectivo de mayor importancia en el entorno europeo, en el último año.

Así, los flujos en lo que va de ejercicio han mostrado un nivel de entradas de récord en la renta variable europea. Más de 54.000 millones de dólares, concretamente, durante las primeras 14 semanas de 2015 pusieron de manifiesto el inicio más fuerte del año en los movimientos del dinero en toda la historia.

En caso de que este ritmo prosiga, las acciones europeas verían entradas de más de 200.000 millones de dólares, según publica un informe publicado por Bank of America Merrill Lynch. Los créditos de alto grado también se han beneficiado de manera significativa, con entradas de 24.000 millones de dólares en la clase de activos. Extrapolando estos datos para el conjunto del año, los fondos de crédito IG europeos podrían ver casi 90.000 millones de dólares de entradas, lo cual supondría más de un 30% con respecto a las cifras del 2014.

Flujos de fondos, histórico
Flujos de fondos, histórico


Además, se siguen viendo salidas de las acciones del mercado norteamericano debido, principalmente, a los reembolsos en fondos domésticos, que ya acumulan varias semanas. La media de un mes continúa en el nivel más bajo de las últimas 10 semanas, mientras que el acumulado anual son de, aproximadamente, 16.000 millones de dólares, casi 4 veces menos que los 59.000 millones del año anterior en las mismas fechas.

Si quiere seguir leyendo el reportaje descárguese la revista de la Zona Premium de Estrategias de Inversión pinchando aquí