MADRID, 27 NOV. (Bolsamania.com/BMS) .- El acuerdo al que anoche llegaron los dos grandes partidos alemanes para formar un Gobierno de coalición tras las inconclusas elecciones del pasado 22 de enero, deja un fleco importante suelto, al menos en el marco de la política común europea. Los líderes de la CDU de Angela Merkel y del SPD han pactado una postura contundente y que podría ser incompatible con la creación de un mecanismo de resolución bancaria común que se haga cargo, mediante un fondo europeo aportado por las entidades, de las quiebras de los bancos sistémicos. La coalición germana pretende que sea cada Estado miembro el que se responsabilice de la caída de sus propios bancos, si el fondo europeo es insuficiente.

Berlín pretende que, si el país en cuestión no es capaz de afrontar la asistencia, acuda al fondo de rescate europeo (ESM por sus siglas en inglés) y, el capital que se inyecte de forma directa desde el ESM, que será la última opción, se limite a 60.000 millones de euros. Los fondos usados por cada Estado deben quedar excluidos de la regla que limita el déficit al 3% del PIB.

En el último Eurogrupo en el que se trató el Mecanismo de Resolución Bancaria (SRM por sus siglas en inglés) no hubo acuerdo, y la pelota podría estar ahora en el tejado de los líderes de la Unión Europea (UE), que se reúnen el 19 de diciembre. Solo dos días antes, el 17 de diciembre, se espera la formación del Gobierno en Alemania, después de que a mediados de mes, el SPD vote el acuerdo.

M.G.

Especial 15 aniversario de Estrategias de Inversión

Estrategias de Inversión celebra en Noviembre, su 15 aniversario y hemos preparado algo muy especial para todos los usuarios del portal.

Celebra con nosotros 4 grandes eventos totalmente gratuitos. ¡No te lo puedes perder!

Apuntate gratuitamente pinchando aquí. 

 

 

Pide información