Tesoro Español ha colocado 684 millones en letras a 6 meses y 3.332 millones a 12 meses mientras que el rango de referencia a colocar era de 3.500-4.500 millones. En ambas referencias el organismo se ha visto obligado a subir la rentabildiad ofertada a los acreedores. 

El Tesoro Español ha colocado 4.016 millones en deuda a 6 y 12 meses, una cantidad que se ha ubicado en el tramo medio de la horquilla prevista (3.500-4.500 millones)

En concreto, en la deuda a seis meses el marginal se ha ubicado en el 0,135%,  frente al 0% de la subasta anterior. No obstante, la demanda sigue siendo alta, situándose las peticiones de adquisición en 4.2 veces la adjudicación (versus 5.3 anterior)

También ha subido el marginal a 12 meses, hasta el 0,275% frente al anterior 0,019%. La demanda relativa ha sido más ajustada, de 1.4 veces la oferta (versus 1.8 anterior).

José Luis Cárpatos, analista independiente, comenta que "aunque se ha empeorado claramente por Grecia, no podemos decir que sea preocupante lo que pasa ahora mismo, es más, aún siguen siendo tipos demasiado bajos".

Mientras, la rentabilidad del bono español a 10 años sube al 2,41% y la prima de riesgo sube a 166 pb, su nivel más alto desde la primavera del 2014.