En esta jornada, los 10.600 puntos están ahí. El mercado hoy está un positivo por la conferencia de Jackson Hole el viernes donde las declaraciones de Draghi mostraban que la situación es distinta a EEUU y seguimos teniendo niveles bajos de inflación, crecimiento en la cuerda floja y que está abierto a hacer cosas.

Las tensiones geopolíticas se han relajado el fin de semana y ha hecho que la apertura haya sido bastante positiva.

Mañana tenemos una nueva subasta de deuda, concretamente de Letras del tesoro tras los mínimos históricos de la última colocación. “Todo indica que las subastas se cumplirán con niveles que seguirán bajos. El alemán en torno al 1%, los mercados de deuda están muy tranquilos”, explica este experto en Radio Intereconomia.

Esta semana, tenemos el IFO alemán pero también el PIB en España del 2T del año y cifras de inflación adelantadas de agosto. Además, “también conoceremos el IPC en la Eurozona. Por un lado tenemos PIB español que se estima que se sitúe en crecimiento interanual del 1.2%, en línea con la previsión preliminar”. Por otro lado, los datos de IPC de Alemania que veremos cómo han permanecido y si el IPC europeo se está reduciendo a niveles del 0.3%, una décima menos que en el mes de julio. Es lo que advertía Draghi, que estarán con las manos abiertas para actuar si los precios siguen disminuyendo.

En este escenario ¿cuáles son las apuestas? Lo más interesante sigue siendo la renta variable porque ahora mismo estamos viendo con el bono alemán al 0.96 a diez años, el español a mínimos y el italiano también, queda poco margen y las opciones atractiva por valoración están en la bolsa, y especialmente en las periférica, como la italiana o la española.