El presidente de la Asociación de Empresas del Mercado Alternativo Bursátil (AEMAB), Antonio Romero-Haupold, explica que este mercado, regulado por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), es útil para "las empresas españolas que necesitan financiarse y no tienen acceso a financiación pese a la recuperación económica, ya que el 90% depende de los bancos. La pequeña empresa no es capaz de financiarse, especialmente las que han fracasado anteriormente porque el sector bancario no les concede crédito".
En este sentido, en entrevista con Bolsamanía el presidente de la AEMAB recuerda que necesitan "atraer más inversiones. Y para ello es necesario un atractivo fiscal". Precisamente esta es una de las demandas para el Ejecutivo que salga de las urnas el próximo 26 de junio y tras las previsibles negociaciones posteriores. "Al Gobierno le pedimos publicidad del MAB, ya que es bueno para las pequeñas empresas y repercute positivamente en la sociedad, y otro régimen fiscal, en el que sólo se paguen impuestos por la inversión por el beneficio cuando retiras el dinero del MAB, no si lo reinviertes. Lo ideal sería la tributación de Reino Unido, donde desgravas tanto si ganas como si pierdes con tu inversión".
Lea también: Josef Ajram: hay claras oportunidades para ganar dinero en el MAB
Al Gobierno le pedimos publicidad del MAB, ya que es bueno para las pequeñas empresas y repercute positivamente en la sociedad, y otro régimen fiscal
¿HABRÁ LLEGADA DE NUEVAS EMPRESAS?
Romero-Haupold explica que hay varias empresas analizando la posibilidad de dar el salto y cotizar en el MAB. Sin embargo, considera que hay un momento de incertidumbre por la situación política ante la llegada de unas nuevas elecciones y la posibilidad de que haya Brexit y un efecto dominó que repercuta negativamente en la economía que hace retrasar este tipo de decisiones. De cara a los inversores, reconoce que hay un problema de "baja liquidez", aunque no hay que perder de vista que en los cinco primeros meses de año, hasta el 31 de mayo, el MAB 24 gana en ocho puntos al Ibex 35, al subir un 2,88% frente a la caída de más del 6% del selectivo de la Bolsa de Madrid.
El índice MAB 24 comenzó a cotizar en septiembre de 2015 con base en 1.000 puntos, y en él las 24 compañías que están ponderan de la misma forma. "Hay más índices en el mundo que funcionan así. Queríamos mostrar al mercado la evolución del MAB, ya que con alguna caída se pierde la perspectiva general, y es un índice sencillo de entender", explica Antonio Romero-Haupold.
GOLPE DE GOWEX

Gowex protagonizó un escándalo en 2014 por el falseamiento de sus cuentas que golpeó a la imagen del MAB, donde cotizaba esta tecnológica que se dedicaba a proveer redes WiFi. "Nos hemos recuperado de ello", asegura Romero-Haupold, que indica que actualmente el sector tecnológico es el que tiene más peso en el MAB. "Ahora están entrando también compañías industriales", agrega.
El ejecutivo explica que por ejemplo en Reino Unido, donde hay un mercado alternativo mucho más desarrollado, de 3.000 empresas que han llegado a cotizar en el AIM (Alternative Investment Market), siguen en torno a 1.500, ya que muchas han desaparecido, se han vendido o se han fusionado. Sin embargo, defiende que son empresas que en general ofrecen un gran potencial de rentabilidad al estar en procesos de crecimiento.
En España se exige disciplina a las compañías que quieran dar el salto, un equipo directivo muy bueno con un equipo gestor sólido detrás, que tenga un plan de negocio de crecimiento. En general, las empresas suelen captar entre uno y cinco millones de euros con su salto al MAB, y las que lo hacen tienen ya un modelo sólido, con un Ebitda consistente, apunta el presidente de la AEMAB.
Lee además:
Agile se estrena en el MAB: los números de la compañía y los de sus comparables
El MAB suspende la cotización de Zinkia: Miguel Valladares se convierte en primer accionista
MásMóvil y Zegona entran en la recta final del culebrón para comprar Yoigo
BBVA aumenta su apuesta por el capital riesgo con un fondo de fondos
La socimi Autonomy Spain Real Estate debuta en el MAB
Las 3 compañías del MAB más líquidas