MADRID, 10 SEP. (Bolsamania.com/BMS) .-
Ante la posibilidad de una respuesta positiva al referéndum del próximo 18 de septiembre, en el que se decidirá el futuro de la independencia de Escocia del Reino Unido, David Cameron ha advertido que de producirse la separación, tendrían que abandonar también la libra esterlina.El primer ministro británico se mostró tajante este miércoles en cuanto a la imposibilidad de una unión monetaria con una hipotética Escocia independiente. Por este motivo, aseguró que si los escoceses eligen el 'si' estarán votando a favor de abandonar la libra.
Especial Megatendencias de Inversión
El nuevo orden internacional vira hacia las megatendencias empresariales y de inversión. Descubre el futuro para los inversores.
Esta ha sido la conclusión más destacada del discurso que ha pronunciado en el edificio Scottish Widows de Edimburgo. Allí, Cameron se ha mostrado triste por los posibles resultados del referéndum escocés. "Me partiría el corazón si esta familia de naciones se rompiera".
"Creo que la gente puede sentir que esto es un poco como una elecciones generales, que uno puede tomar una decisión y cinco años después puede tomar otra si está cansado con los puñeteros 'tories', les da una patada y luego quizá se lo piensa de nuevo. Esto es totalmente diferente a unas elecciones generales: esta es una decisión no sobre los cinco próximos años sino una decisión sobre el próximo siglo".
Cameron, el viceprimer ministro, Nick Clegg, y el líder de los laboristas, Ed Miliband, decidieron este martes viajar a Escocia para apoyar la campaña por el 'no' ante los últimos sondeos que concedían una ligera ventaja al 'sí' y una eventual victoria de la independencia en la consulta del 18 de septiembre.

Las bolsas se la juegan.

El Rally de fin de año y rotación de sectores , las bolsas se la juegan en Diciembre y Enero.

El FMI prevé un rebote del crecimiento mundial del 5,2% en 2021 y del 4,2% para 2022. Según sus estimaciones, el PIB de las economías avanzadas se elevaría un 3,9% el próximo año y un 2,9% en 2022 y, dentro de éste, la zona euro repuntaría un 5,2% y un 3,1% en línea con lo que haría EEUU. No se puede prever con exactitud si los crecimientos del próximo año rondarán estas cifras, pero traerán consecuencias.

Los movimientos corporativos, la evolución de las divisas y las politicas de los bancos centrales moverán y mucho los mercados, ya que los inversores institucionales van a rotar carteras hacia sectores con más potencial y menos riesgo.

Descúbrelo aquí