Banco Sabadell cerró el primer trimestre con un beneficio neto de 81,2 millones de euros, un 58,8% más que hace un año, tras completar la integración de Banco Gallego y Lloyds Bank España.

Banco Sabadell cerró el primer trimestre con un beneficio neto de 81,2 millones, lo que supone una mejora del 58,8% que hace un año, tras destinar 1.096,5 millones a dotaciones -811 extraordinarios-, completar la integración contable y tecnológica de Banco Gallego y Lloyds Bank España y mejorar todos los márgenes.

La morosidad de la entidad se ha reducido por primera vez desde el inicio de la crisis hace seis años, con una caída de seis puntos respecto al último trimestre de 2013 hasta un 13,6% sin considerar los activos afectos al Esquema de Protección de Activos (EPA) de Banco CAM.

Interanualmente Banco Sabadell ha crecido en crédito (5%) y depósitos (14,5%), en venta de inmuebles (13% en unidades y 42% en ingresos) y en fondos (37,1% en inversión y 15,6% en pensiones) y seguros (9,7%), por lo que también ha mejorado sus ratios de cobertura (hasta el 14%, frente al 13,8% hace un año) y solvencia ('core capital' del 10,4% según criterios de Basilea III).

El margen de intereses ha aumentado un 17,5% respecto a hace un año, hasta 530 millones.