José María Huch, director de asuntos corporativos de Atrys Health, repasa la actualidad de la compañía y habla de las perspectivas de cara al futuro.

Atrys Health fue fundada en 2007, pero para aquellos que no conozcan a la compañía, ¿a qué se dedica?

Atrys es una compañía del sector salud y básicamente tenemos dos áreas de negocio: por un lado el área de diagnóstico y por otro el área de tratamiento. Muy centrado en oncología, en diagnóstico especialmente en anatomía patológica y en tratamiento en radioterapia.

¿Cuáles son las áreas de negocio más destacadas? ¿Tienen pensado diversificarse aún más de cara al futuro?

Nuestro objetivo es centrarnos en estas dos áreas de negocio. Son dos áreas de negocio amplias donde se pueden ir desarrollando muchas cosas. El objetivo es estar centrados en estas dos áreas de negocio: diagnóstico y tratamiento.

Una de las apuestas es la “Telemedicina”. ¿En qué consiste y por qué la ven como un campo interesante?

Hoy en día tenemos un fenómeno que se ha ido produciendo en los últimos años es que el hardware de diagnóstico, los equipos de diagnóstico, van bajando de precios, se van democratizando, y cada vez se instala en más hospitales, más consultas. Sin embargo, el número de especialistas médicos, los médicos que realizan esos diagnósticos, no ha crecido en la misma proporción. Además los especialistas médicos tienen una cierta tendencia a querer trabajar en las grandes ciudades en Madrid, en Barcelona, pero en poblaciones medias cuesta mucho encontrar especialistas médicos. Esto es una tendencia mundial, sucede en España y en todas las partes del mundo, y nosotros entendemos que la Telemedicina es una solución para acercar a estos especialistas médicos a aquellas áreas geográficas donde hay dificultad o déficit para especialistas médicos.

Una de las principales apuestas de Atrys Health es el I+D. ¿En qué están invirtiendo en este campo actualmente y por qué lo consideran importante?

Estamos invirtiendo en tres áreas dentro de nuestras líneas de negocio. La primera área es todo lo que es biopsia líquida, que permite realizar con un análisis de sangre diagnosticar si existe un tumor o en qué estado está ese tumor sin necesidad de realizar una biopsia, sin necesidad de extraer un tejido. Permite hacer un seguimiento mucho más continuo de cómo está evolucionando un cáncer sin tener que realizar técnicas tan invasivas de diagnóstico. Otra área donde estamos investigando es todas aquellas herramientas matemáticas y de algoritmos que permiten diagnosticar. Nosotros en el fondo la mayoría de los diagnósticos se basan en la visualización de imágenes y por tanto entras dentro de esas imágenes a través de algoritmos determinar patrones para poder detectar si hay  o no un tumor y si hay una cierta enfermedad. Todas esas herramientas ayudan mucho a los médicos a poder apoyarles en el diagnóstico y hacen que este diagnóstico sea más rápido y más eficaz. Por último una vía de investigación que estamos desarrollando continuamente está muy enfocada en el campo de la radioterapia. Hemos traído a España lo que llamamos radioterapia de dosis única. Para no dañar el tejido sano lo que se hace a día de hoy es irradiar con dosis de irradiación muy bajas y dar espacio entre sesiones, con lo cual para que tengamos claro una terapia de radioterapia actual son entre 30 y 40 sesiones, que puede durar de uno a dos meses. Nosotros estamos trayendo a España una modalidad que hemos desarrollado que se llama de dosis única que permite disparar con una precisión milimétrica donde está el tumor sin dañar el tejido sano. Es decir, el número de sesiones de 30 a 40 a una a cinco sesiones. Es un avance importante porque además como no dañamos el tejido sano, podemos disparar con una dosis de radiación mucho más elevada, que destruye totalmente el tumor y las células madre. Esto es muy complejo.

En cuanto a términos financieros recientemente lanzaron un avance de los resultados del 2016. ¿Creen que estarán en línea en todas las principales partidas: ingresos, ebitda, margen bruto?

Cuando lanzamos el avance de resultados ya fuimos precavidos y lo hicimos sobre cifras cerradas o auditadas y por tanto ahora cuando publiquemos los resultados definitivos no va haber ningún cambio sobre lo que avanzamos.

Tienen previsto de hecho incrementar sus ingresos hasta un 49% en el segundo semestre. ¿Cómo consiguen mantener este nivel de crecimiento de doble dígito tan fuerte?

Básicamente las líneas de crecimiento y mantener el ritmo de crecimiento en 2017 se va a basar en las áreas de negocio que tenemos. Por un lado en radioterapia, poniendo en marcha nuevos centros en España, y en segundo lugar en el diagnóstico online aportando valor a nuestros clientes que son los hospitales. Cada vez tenemos más hospitales en la cartera que acuden a nuestros servicios y en anatomía patológica también queremos tener una serie de contratos que nos permiten mantener el ritmo de crecimiento. Después además tenemos que no están además en el negocio normal dos líneas de expansión. Una es el crecimiento inorgánico de la compañía con compras de otras empresas que estamos en estos momentos tenemos una apuesta muy importante para entrar en Latinoamérica. Es un área geográfica donde todo lo que estamos aplicando tiene potencial de crecimiento.

Pensando de cara al futuro, ¿qué esperan en cuanto a la evolución de su negocio para el ejercicio en curso? ¿De dónde llegará la mayor parte de la facturación?

En 2017 esperamos mantener el ritmo de crecimiento que hemos tenido en 2016, seguir creciendo a las mismas tasas y básicamente esta previsión la tenemos realizada con las dos áreas de negocio que tenemos. El diagnóstico de tratamiento. Va a haber un crecimiento importante en radio terapia, porque cada apertura de un nuevo centro tiene un impacto muy importante en los ingresos. Y después por encima de esto puede haber un crecimiento adicional que sería el cierre de algunas operaciones que daría un crecimiento inorgánico a la compañía. También estamos trabajando para entrar en Colombia con acuerdos y actores sanitarios importantes en el país que también podrían suponer una palanca de crecimiento importante para la compañía.

También llama la atención la reducción de la deuda neta. ¿Tienen previsto seguir disminuyendo su apalancamiento o para futuros proyectos tienen la intención de financiarse vía emisión de deuda u otras alternativas como ampliar capital?

Básicamente cuando instalamos un nuevo centro de terapia ponemos un acelerador lineal de última generación que es una máquina que cuesta bastante dinero, unos 3 millones de euros. Esos centros los vamos a financiar con deuda. En ese sentido puede haber un incremento del endeudamiento pero que vendrá acompañado de un incremento importante de los ingresos. En cuanto a ampliaciones de capital va a depender mucho de las oportunidades de adquisición de las compañías que tengamos. Si se nos pone delante una compañía de tamaño importante entendemos que estratégicamente crea valor para la compañía y encaja mucho en nuestro perfil de crecimiento y entonces probablemente acudamos a los inversores para solicitarles una ampliación de capital para llevar a cabo esta transición.

¿Tienen actualmente política de retribución al accionista o pretenden incorporarla?

A día de hoy Atrys es una empresa de crecimiento, por lo tanto todos los recursos que genera la compañía están siendo invertidos en el crecimiento de esta. El día que nos quedemos con menos oportunidades para reinvertir los recursos y crecer ese será el momento en el que empezaremos a repartir dividendos. Creo que aún nos queda un camino de tres o cuatro años por delante para seguir creciendo y después una vez consolidada la compañía con niveles muy elevados y si no encontramos oportunidades para invertir el dinero que generamos para nuestros accionistas entonces retribuiremos a nuestros accionistas.

Salieron a cotizar al MAB el 22 de julio del año pasado. ¿Qué valoración hacen sobre la evolución de la acción en los mercados?

Hay dos aspectos. El primero, que es el más importante, la experiencia de salir a cotizar ha sido muy positiva para la compañía. Hemos notado un cambio muy importante en el posicionamiento estratégico que tiene la compañía a raíz de salir a cotizar. El conocimiento que tienen de nosotros nuestros clientes, las oportunidades que se nos han abierto en el extranjero al tener la relevancia de ser una compañía cotizada, la visibilidad de ser una compañía cotizada está siendo muy positivo. Otra cosa es la evolución de la cotización. A corto plazo la evolución de la cotización estamos en el mismo precio que salimos a cotizar, el MAB es un mercado bastante líquido, cuesta que se refleje de forma inmediata el valor de la compañía. Nosotros estamos trabajando, veremos cuál es nuestra misión para crear valor para doblar e incrementar los ingresos, incrementar los beneficios e ir creando valor a largo plazo para nuestros accionistas.