El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, aseguró hoy que los efectos derivados del 'pinchazo' de la burbuja inmobiliaria habrían sido "perfectamente asumibles" en un contexto sin crisis económica, sólo restando un "menor crecimiento". "En 2004 había algún problema para la economía española, pero que en circunstancias normales habría sido perfectamente asumible y nos hubiera restado un menor crecimiento económico", explicó Zapatero en una rueda de prensa junto a la canciller alemana, Angela Merkel, en el marco de la feria tecnológica CeBit, que se celebra en Hannover.