La corriente alcista de las acciones estadounidenses podría prolongarse este semana si crece la convicción entre los inversores de que la economía estadounidense está en camino a una recuperación. Sin embargo, los resultados de las empresas minoristas, cifras de precios y otros datos sobre el consumo pueden poner una mortaja a la escalada, si es que los compradores estadounidenses no dan señales de vida.
La atención estará también en la Reserva Federal, que el miércoles emitirá un comunicado al final de su reunión de dos días para decidir sobre su política monetaria. Las expectativas son que el banco central de Estados Unidos mantenga las tasas cerca de cero, por lo que los inversores observarán la que pueda ser su estrategia de salida de sus esfuerzos para impulsar al sistema financiero.

Las cifras del Gobierno sobre las ventas minoristas de julio y los resultados trimestrales de cadenas como Wal-Mart Stores J.C. Penney y Macy's,  darán a los inversores una fotografía de como se está desempeñando el gasto de los consumidores en medio de la recesión.

Hasta ahora, los consumidores se han apretado los cinturones y se han limitado a comprar lo estrictamente necesario, porque la la preocupación por la seguridad del empleo ha tenido preminencia.

Datos alentadores de manufacturas y empleo que se conocieron la semana pasada impulsaron a los tres principales índices a máximos en nueve y 10 meses, y los analistas dicen que el entusiasmo por ganancias empresariales mejores a las esperadas puede prolongarse a esta semana.

El índice amplio Standard & Poor's 500 ha subido un 49,4 por ciento desde que a comienzos de marzo tocó un mínimo de 12 años y en todo el año ha ganado un 11,9 por ciento.

Tanto el Dow .DJI como el S&P 500 .SPX finalizaron la sesión con máximos de cierre para el 2009. También la semana pasada, el Nasdaq .IXIC rebotó hacia el nivel de resistencia de 2.000 puntos, para cerrar el martes a 2.011,31, su máximo de cierre en lo que va del año.

Al cierre del viernes, los tres índices bursátiles más importantes de Estados Unidos habían registrado una cuarta semana consecutiva de avances.

Durante la semana, el promedio industrial Dow Jones avanzó un 2,2 por ciento, mientras que el S&P 500 subió un 2,3 por ciento y el índice compuesto Nasdaq un 1,1 por ciento. Para el año, el S&P 500 registra un alza de un 11,9 por ciento. El Dow, que se concentra en las principales acciones, muestra una subida de un 6,8 por ciento en el 2009, mientras que el Nasdaq ha repuntado un 26,8 por ciento.

La vista puesta en las referencias macro
...

"Todos los fundamentos para una recuperación se han alineado", dijo Steve Hagenbuckle, director gerente de TerraCap Partners de Nueva York, quien espera que la escalada se prolongue esta semana.

En particular, los datos de empleos no agrícolas en Estados Unidos reportados el viernes impulsaron la confianza luego de mostrar que la economía perdió menos trabajos en julio que lo esperado.

Aunque la pérdida de trabajos aún fue considerable -247.000 empleos desaparecidos el mes pasado- los datos ofrecieron la señal más clara de que la economía está cambiando su curso.

Aunque los datos de la semana pasada ofrecieron más evidencia de que algunos de los pilares de la economía se están estabilizando a un ritmo mejor que lo esperado, la recuperación aún será un proceso largo.

Analistas dicen que el próximo punto al que hay que prestar atención para ver si la economía se está estabilizando es el consumo, que representa dos tercios de la economía estadounidense.

...Y empresariales


Wal-Mart, el rey de los descuentos que también es el minorista más grande en términos de ingresos, será el mayor minorista que reporte resultados trimestrales esta semana.

Los inversores estarán ansiosos por ver si la cadena se beneficia con la búsqueda de productos más baratos por parte de los compradores.

Con la mayor parte de la temporada de ganancias ya concluida, un 73 por ciento de las compañías del S&P 500 que han ofrecido reportes han superado las expectativas de los analistas, impulsando la continuación de un repunte bursátil que comenzó en marzo y se frenó en junio.

Se prevé que las ventas mensuales de los minoristas hayan crecido un 0,7 por ciento durante julio, de acuerdo a economistas encuestados por Reuters, comparado con el repunte de un 0,6 por ciento visto en junio.

Estos datos del Departamento de Comercio de Estados Unidos serán reportados el jueves a las 1230 hora GMT.

El viernes, Wall Street recibirá una doble dosis de datos de consumo.

El índice de precios al consumidor de julio en Estados Unidos será reportado a las 08.30 hora local del viernes, seguido por una lectura preliminar del sentimiento de consumo durante agosto del Sondeo de Consumidores realizado por Reuters/University of Michigan Surveys, a las 09.55 hora local.

Se prevé que la Fed mantenga sus tasas de interés cerca de cero cuando de a conocer su declaración el miércoles. Los inversores también creen que los comentarios de la Comisión Federal de Mercado Abierto sobre política monetaria mantendrán el status quo.