Wall Street caía el miércoles a mínimos de la sesión presionado por el sector bancario luego de que Standard and Poor's redujo las calificaciones de varios prestamistas estadounidenses. Un decepcionante pronóstico de ganancias de la firma de transporte de encomiendas FedEx Corp, un referente de la economía, también pesaba sobre el mercado.
El promedio industrial Dow Jones cedía un 0,45 por ciento, a 8.466,35 unidades, el índice Standard & Poor's 500 caía un 0,83 por ciento a 904,36 y el índice Nasdaq Composite  perdía un 0,57 por ciento, a 1.785,91.

Lo peor de la jornada se lo llevaron los bancos, con Wells Fargo liderando las pérdidas con una fuerte caída del 5,37% y sus acciones cotizando a 23 dólares y 9 centavos, seguida de Citigroup, con un descenso del 5,23%, Bank of America, del 3,38%, Goldman Sachs (3,07%) y JP Morgan (2,30%).

JP Morgan y Morgan Stanley anunciaron hoy la devolución de las ayudas recibidas por parte del Tesoro, que ascendían a 25.000 y 10.000 millones de dólares respectivamente, entidades a las que se sumarán inminentemente Goldman Sachs y American Express.

La caída de los bancos llega después de que Obama presentara su propuesta de reforma que otorga más instrumentos al Gobierno para controlar o incluso liquidar empresas que puedan amenazar la estabilidad del sistema y más poder a la Fed para evitar en el futuro nuevas crisis como la actual.

Según varios analistas consultados por la cadena CNBC, las propuestas lanzadas hoy en la Casa Blanca podrían restar competitividad a los bancos estadounidenses, que incluso podrían tener un impacto en sus beneficios.

La principal preocupación del sector financiero es el aumento de la regulación y una mayor supervisión ya que, a su juicio, supondrá que se reduzcan el riesgo y los efectos palanca, que han sido en gran medida el motor del crecimiento de los últimos años.

"Estas regulaciones son tan exhaustivas, extensas y costosas que no nos queda ninguna duda de que rebajarán la rentabilidad de la industria", afirmó el analista bancario Richard Bove, de la agencia Rochdale Securities.