La Bolsa de Nueva York cerró con pérdidas este miércoles, afectada por la marcada recuperación del crudo, que hace temer un alza de los tipos de interés para contener la inflación. El Dow Jones perdió un 1,68%, y el Nasdaq un 2,24%. El Dow Jones Industrial Average (DJIA) bajó 205,99 puntos a 12.083,77 unidades, según cifras definitivas de cierre, tras descender durante la sesión a 12.079,13 puntos, su nivel más bajo desde el 17 de marzo. El índice de alto componente tecnológico Nasdaq descendió 54,93 puntos a 2.394,01 unidades, registrando así su cuarta sesión consecutiva en baja. Mientras, el índice más amplio Standard and Poor's 500 bajó 22,95 puntos a 1.335,49 unidades (-1,69%).
El miércoles los tres índices de Wall Street pasaron toda la sesión en rojo, afectados por los precios del crudo, que ganó más de 5 dólares en una jornada, superando los 136 dólares el barril. Esta disparada histórica de los precios del crudo contribuyó a que la actividad económica se mantenga 'en general débil' desde finales de abril en Estados Unidos, estimó la Reserva Federal (Fed) en su último informe de coyuntura (Libro Beige). 'Los gastos de consumo se desaceleraron (...) los ingresos fueron afectados por el alza de los precios de la energía y de los productos alimentarios', subrayó la Fed. El departamento de Energía anunció este miércoles que las familias estadounidenses consumieron menos productos petroleros que el año pasado. La demanda de gasolina bajó 1,3%, en momentos en que el galón de gasolina (3,78 litros) supera por primera vez los cuatro dólares en las estaciones de servicio. 'Este nivel de inflación permite prever ahora una subida de los tipos de interés más que la continuación del ciclo de bajadas' iniciado en setiembre para evitar que la economía cayera en recesión, estimó Marc Pado, analista de Cantor Fitzgerald. Sin embargo, el vicepresidente de la Fed Donald Kohn relativizó este miércoles el potencial impacto de la disparada de los precios del crudo. 'En la historia reciente, una fuerte alza de los precios del petróleo parece haber tenido efectos reducidos sobre la inflación futura', afirmó. En el mercado obligatorio, el rendimiento del bono del Tesoro a 10 años bajó a 4,073%, contra 4,099% en la noche del martes, mientras que el de los títulos a 30 años se mantuvo estable en 4,702%, contra 4,701% la víspera. El rendimiento de las obligaciones evoluciona en sentido opuesto a sus precios.