Junto a esto, Brufau ratificó la "voluntad" de colocar en el mercado un 25% de YPF, pero reconoció que en la actualidad no se dan las circunstancias para realizar la operación
, de modo que se valoran "distintas vías de actuación" y no se descarta "interactuar" con posibles socios individuales argentinos interesados en esta participación.

Sobre la cotización de Repsol, la posible salida Sacyr y la estructura accionarial, advirtió de que "la mejor protección a una OPA es estar caro" en bolsa, y señaló que "ya es historia" la entrada de Lukoil u otros inversores en el capital y que su deseo es que a fin de año se mantenga la actual relación de socios en el accionariado.