Unnim obtuvo un beneficio neto de 42,3 millones de euros en 2010.
Su resultado se vio mermado por los 42,4 millones destinados a dotaciones.

La entidad es producto de la fusión de Caixa Sabadell, Terrassa y Manlleu, cajas que por separado sumaron un beneficio de 68,2 millones en 2009. La caja ha ganado un 38,3% menos que el año anterior, pero ha superado el resultado previsto al iniciarse la fusión, y ha ganado 14,5 millones desde el 1 de julio, cuando empezó a operar la nueva entidad --después de aplicar 31 millones de costes de reestructuración--, ha explicado el presidente de Unnim, Salvador Soley.