En general esta es una semana donde los indicadores económicos van a ser poco relevantes. Quizá sea de interés ver los IPCs de la Eurozona y de España pero no cabe esperar grandes novedades. También la confianza empresarial que seguirá abundando que el tono económico va ganando solidez.

El siguiente punto de interés son los bancos centrales. La Fed probablemente aminore el rango de subidas de 2018 y también que Draghi vaya más suave es una buena noticia. Las sorpresas positivas que se han sucedido las próximas semanas están más limitado. Las subidas están son más limitadas. Tal y como se resuelva la junta de Banco Popular va a estar el foco de la atención.

Creo que la intención de Yellen después de conocer las actas es difícil que apunte nuevas novedadades. La subida de tipos puede afectar al mercado de bonos pero en su conjunto no será una mala noticia. Creo que en cuanto a los resultados empresariales el primer trimestre va a ser bueno. Otra cosa es que suceda en el segundo.

Declaraciones a Radio Intereconomía