La renta variable española mantiene las ventas a media sesión aunque sufre menores caídas que sus comparables europeas. Con escasos valores en positivo, el Ibex 35 cede un 0,35 por ciento y se coloca en los 9.272 puntos, en un día con menor volumen de negocio por el festivo en las bolsas de Londres y de Wall Street. El euro corrige algo de terreno frente al dólar hasta las 1,3975 unidades.
Pese a las dudas iniciales, los mercados se decantan de forma clara por los números rojos a media sesión arrastradas por el mal comportamiento que experimentan todos los pesos pesados, mientras apenas un puñado de valores en el caso español logran nadar a contracorriente. Las ventas se imponen pese al dato macro positivo que ha llegado desde Alemania, donde la confianza de los consumidores en el mes de mayo ha subido hasta 84,2 puntos, al disminuir el pesimismo respecto a las exportaciones. En España la referencia macro de los precios industriales dibuja un panorama bastante más negativo, al bajar un 3,4 por ciento en abril en tasa interanual.

Sin Londres ni Wall Street

Sin la referencia del mercado más importante del mundo, de Wall Street, y con la bolsa de Londres cerrada, los inversores “tienen más ojos” para vigilar los futuros del crudo, que se mueven a la baja en EE.UU pese a la debilidad del dólar. Si hablamos de valores, Endesa lidera las caídas del selectivo del continuo a media sesión al bajar un 2,45 por ciento, mientras que Cintra se deja casi dos puntos porcentuales. En torno al 1,8 por ciento de caída muestra la aerolínea Iberia mientras que la constructora Ferrovial cae un 1,78 por ciento. Entre los pesos pesados, tanto Santander como BBVA se dejan un 0,2 por ciento, casi plana cotiza Telefónica ( con recortes del 0,07 por ciento, Iberdrola retrocede un 0,33 por ciento y Repsol un 0,52 por ciento. Con descensos discretos, del 0,19 por ciento se coloca Indra, sin que la mejora de precio objetivo desde los 18,1 hasta los 20,5 euros por parte de Bankinter consiga impulsar su cotización.


Gráfico Ibex 35

Sólo Acciona, Criteria y OHL logran nadar a contracorriente y colocarse en positivo a media sesión. La mejor es Acciona al subir un 0,8 por ciento. Sin cambios, en los 2,35 euros cotiza Mapfre, pese a alcanzar un acuerdo para distribuir sus productos a través de las 3.600 oficinas que Banco Bilbao Vizcaya Argentaria posee en América Latina.

Colonial a la cabeza del continuo

En el mercado continuo, los repuntes más abultados son para la Inmobiliaria Colonial, con alzas del 6,6 por ciento, tras publicarse que la compañía controlada por Popular y La Caixa prepara una sociedad inmobiliaria conjunta con entidades financieras para gestionar parte de su cartera de suelo. Tras los repuntes de Colonial se sitúan las alzas del 5,9 por ciento de Service Point. La compañía ha anunciado que solicitará en la próxima junta del 30 de junio un programa de recompra de acciones propias de hasta el 5 por ciento del capital social de la compañía, sustituyendo el pago de dividendo en efectivo. Además, la compañía amortizará 2,997 millones de acciones, un 2,7 por ciento de su capital social.

Con repuntes del 2,2 por ciento cotiza Solaria, que celebrará el próximo 29 de junio congelar este año su retribución dineraria y situarla en los mismos términos que en 2008 por la actual situación económica. Por el lado de las ventas, Reyal Urbis cede un 3,68 por ciento frente al descenso del 2,7 por ciento de Metrovacesa.

Europa sigue a la baja

Todas las bolsas europeas continúan a la baja a media sesión, con la sección de Londres, cerrada por festivo. Los descensos para el Dax Xetra del mercado germano son del 1,15 por ciento, frente al descenso del 0,91 por ciento del Cac 40 o del 1,04 por ciento del Eurostoxx 50. Dentro de este indicador son pocas las compañías que logran mantener el tono alcista, con Fortis a la cabeza, arriba un 1,3 por ciento. Las acciones de Sanofi-Aventis suman un 1,2 por ciento después de que el gobierno de EE.UU le haya solicitado antivirales para la gripe A. Renault es la más castigada, con descensos del 2,8 por ciento, mientras que tanto Munich Re, como Deutsche Bank como Daimler caen más de un 2 por ciento. En el mercado alemán, Volkswagen cae un 0,7 por ciento, tras publicarse que concedió a su principal accionista Porsche un crédito de 700 millones de euros en marzo para ayudar al grupo a superar un "cuello de botella financiero".