La ministra francesa de Economía, Christine Lagarde, ha hecho las maletas rumbo a la India con el objetivo de captar futuros votos a su candidatura como sustituta de Strauss-Kahn . Lagarde trata de mitigar los recelos de los emergentes a que sea un europeo el que ocupe la presidencia del Fondo Monetario Internacional.

En una rueda de prensa celebrada en la embajada de Francia en Nueva Delhi, Lagarde ha declarado que la prioridad para ocupar el cargo no debe ser la nacionalidad del candidato sino la capacidad del mismo.

"He venido a la India para expresar por qué soy candidata y por qué debo ocupar el puesto", ha afirmado la ministra, que previamente se había reunido con algunas autoridades políticas del gigante asiático, entre ellas el primer ministro, Manmohan Singh.