La Seguridad Social cerró el año 2009 con un descenso medio de 727.473 afiliados (-3,93%), tras registrar en diciembre 43.830 cotizantes menos (-0,25%), con lo que el total de ocupados, en términos promedios, se situó al finalizar el ejercicio en 17.803.839.

Según datos facilitados hoy por el Ministerio de Trabajo e Inmigración, el Régimen General, el más numeroso del sistema, fue el que registró la mayor caída del año, al perder 644.432 ocupados, un 4,58% respecto a 2008, seguido del Régimen de Autónomos, con 156.852 afiliados menos (-4,73%).

De hecho, el secretario de Estado de la Seguridad Social, Octavio Granado, subrayó en un comunicado que la pérdida de afiliados se ha ralentizado "notablemente" en los últimos tres trimestres, y añadió que el Gobierno espera que en el segundo semestre de 2010 "se corrija" la tendencia bajista de la afiliación.

El Régimen General, el más numeroso del sistema, fue el que registró la mayor caída del año, al perder 644.432 ocupados, un 4,58% respecto a 2008, seguido del Régimen Especial de Autónomos (RETA), con 156.852 afiliados menos (-4,73%).

También perdieron afiliados en 2009 los regímenes especiales del Mar y del Carbón, y sólo el Régimen Agrario y del Hogar ganaron cotizantes, con 73.821 y 3.139 ocupados más, respectivamente, y un incremento porcentual del 9,6% y del 1,1%.

Al finalizar diciembre, el Régimen General contaba con 13.436.667 cotizantes de media, 62.768 menos que en noviembre (-0,46%), mientras que al RETA estaban afiliados 3.162.337 trabajadores, 8.019 menos en comparación con noviembre (-0,25%). Con esta dato, la afiliación de autónomos ya 20 meses consecutivos de caídas en la ocupación.

Dentro del Régimen General, la evolución de la afiliación durante 2009 fue, en general, a la baja, y hubo pocos ascensos, destacando el de actividades sanitarias y veterinarias, que ganó 103.753 cotizantes en el año (+8,3%), y la Administración Pública, con 36.193 afiliados más (+3,4%).

Entre los descensos, el mayor fue el de la construcción, que perdió 272.781 afiliados en 2009 (-18,6%), seguido de la industria manufacturera, con 209.993 cotizantes menos (-10,05%); el comercio y la reparación de vehículos a motor, que se apuntó un descenso de 129.245 afiliados (-5,3%), y las actividades administrativas y servicios auxiliares, que perdieron 81.375 cotizantes (-7%).

OCHO DE CADA DIEZ BAJAS, DE VARONES

Casi ocho de cada diez cotizantes que se dieron de baja en la Seguridad Social durante 2009 eran varones. En concreto, la afiliación masculina bajó en 574.672 personas el año pasado (-5,5%), frente a un descenso de la ocupación femenina de 152.801 mujeres (-1,9%).

En total, al finalizar diciembre estaban afiliadas a la Seguridad Social una media de 7.940.350 mujeres, mientras que los hombres sumaban 9.863.489 afiliados.

Por su parte, la afiliación media de trabajadores extranjeros bajó en 2009 en 90.585 personas (-4,6%), hasta un total de 1.848.047 ocupados. De ellos, 1.210.693 cotizaban al Régimen General, 259.429 a Agrario, 197.625 al de Autónomos, 175.490 al del Hogar, 4.119 al del Mar y 692 al del Carbón.

La afiliación descendió en 2009 en todas las comunidades autónomas, encabezadas por Cataluña (-163.169 ocupados), Madrid (-129.572 cotizantes), Comunidad Valenciana (-123.101) y Andalucía (-67.185). La Comunidad Valenciana fue la que registró la mayor caída porcentual respecto a 2008, un 6,6%, seguida de Canarias, con un 6,1% menos de afiliados, equivalente a la pérdida de 45.939 cotizantes.