La SEC entabló una amplia investigación que implica a varias firmas financieras para determinar si hicieron pagos impropios a fin de conseguir inversiones de fondos de riqueza soberana, según informa Bloomberg citando dos personas con conocimiento directo del asunto.
La pesquisa se concentra en parte en si bancos, fondos de cobertura de riesgo y firmas de capital riesgo pagaron a agentes para conseguir acceso al dinero estatal, dijeron las personas, quienes se negaron a ser identificadas porque la investigación no es pública. Un agente que trabaja con un fondo de riqueza soberana puede ser considerado funcionario gubernamental, con lo cual toda interacción con la persona está sujeta a la Ley de Prácticas Corruptas Extranjeras (FCPA, por su sigla en inglés) de Estados Unidos.

La naturaleza de la investigación recuerda una oleada de casos de corrupción pública en Estados Unidos donde se acusó a gerentes de capital de hacer pagos ilícitos, incluso contribuciones a campañas políticas para ganar contratos de fondos de pensiones públicos. El organismo adoptó nuevas reglas el año pasado para limitar las prácticas llamadas “pagar para jugar”.