Renta Corporación ha reducido más de la mitad sus costes de funcionamiento con la rebaja de los salarios de los directivos, la renuncia del presidente a su sueldo, y la renuncia de la mayoría del consejo a las dietas. Las retribuciones variables también se recortarán por encima del 20% este año, y se ha completado un proceso de reducción de plantilla del 37%, de 139 a 57 personas. El consejero delegado de Renta Corporación, Juan Velayos, explicó que los altos cargos de la compañía han reducido un 10% su sueldo, y el resto de directivos un 5%. La plantilla que continúa en la empresa tras la reducción realizada entre mediados de 2008 y principios de 2009, se ha congelado el salario. Todas estas medidas suponen un ahorro de costes del 54%, pasando de 16,2 millones de euros a 7,5 millones.