Los títulos de Sniace han sido suspendidos de cotización por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), después de que la compañía haya presentado concurso voluntario de acreedores con una deuda de 150 millones de euros.

A causa de esta suspensión, Sniace no comenzará a negociar hoy con el resto del mercado español. 

Las acciones de Sniace cerraron el pasado viernes con un descenso del 1,01% en 0,196 euros.

Sniace ha tomado esta decisión "habida cuenta que ha resultado inviable alcanzar un acuerdo u obtener nuevos apoyos financieros desde que se comunicó al Juzgado la situación preconcursal el pasado 26 de junio"

También los consejos de administración de las sociedades filiales Viscocel y Celltech han acordado la misma medida de presentación de concurso voluntario de acreedores.