Es la segunda vez en menos de una semana en que Iberdrola y su filial de renovables se apartan del parqué madrileño por unas horas.
Iberdrola repunta a esta hora un 1,93% en el selectivo español, una subida que deja a sus títulos por encima de los 6,076 la acción, y con un volumen de negocio superior a los 22.658 millones de euros. Mientras, Iberdrola Renovables se mantiene en medio punto en positivo, a 3,024 euros la acción.

La compañía energética está marcando la actualidad estos últimos seis días. Comenzaba su camino a la popularidad el martes de la semana pasada, cuando se anunció la fusión de Iberdrola Renovables por su matriz, lo que hizo que la CNMV suspendiera su cotización durante varias horas. 

Iberdrola propuso a Iberdrola Renovables una operación de fusión por absorción conforme a una ecuación de canje de 0,4989 acciones de la matriz, con un valor nominal de 0,75 euros cada una, por una acción de la filial de 0,50 euros. Según informaba la compañía, esto supone una prima cercana al 16,7% sobre al valor medio de la cotización de Renovables durante los últimos seis meses, lo que resulta en 2,978 euros por título.