Promociones Habitat ha presentado hoy el informe de los administradores sobre el proceso concursal, que ha revelado que la compañía tiene en este momento 1.137 millones de déficit patrimonial, pese a lo cual el grupo continúa funcionando y prepara el convenio de acreedores tras el verano. Según el informe, hay unos 1.400 acreedores, pero la compañía, que tiene en caja cerca de 100 millones, ha vendido 500 viviendas y otras unidades registrales desde que se presentó el concurso y prevé vender otras 500 antes del verano.
Estas ventas son reales porque, según ha señalado el juez responsable del concurso, no se están llevando a cabo las denominadas "daciones" a cambio de deuda con la banca acreedora.

En una comparecencia sin precedentes en España, el magistrado José María Fernández Feijó, titular del juzgado mercantil número 3 de Barcelona, ha presentado hoy públicamente el informe de proceso concursal de Promociones Habitat y otras siete filiales del grupo, en un acto al que han acudido los acreedores, la prensa y el propio Bruno Figueras, presidente de Habitat.

"Estamos muy satisfecho con el trabajo que está realizando el juez, y estamos trabajando para preparar un convenio que garantice la continuidad de la compañía", ha manifestado Bruno Figueras.

Fernández Feijoo, por su parte, también ha elogiado la colaboración que la administración judicial ha encontrado en la dirección de Habitat, y ha calificado su actuación como "modélica".

El informe de los administradores concursales sobre la inmobiliaria, que ha sufrido la segunda suspensión de pagos más importante del sector en España, después de la de Martinsa-Fadesa, en la valoración de activos inmobiliarios sólo recorta el valor del suelo y propiedades de Habitat en 420 millones respecto a la que presentó la compañía cuando fue a concurso.

El grupo, en el 2008, ha seguido con importantes pérdidas, que suman 1.099 millones, y con un volumen de negocio que se ha colocado en 396 millones, con una caída del 48%, en línea con lo que ha bajado el mercado inmobiliario.

Del informe se desprende que el grupo asumió un endeudamiento excesivo cuando compró Ferrovial Inmobiliaria, por la que señala que pagó un sobreprecio del 10,7%.

Promociones Habitat se encuentra con unos fondos negativos de 1.119 millones, con unos activos que se han rebajado hasta 1.670 millones y un pasivo que ha aumentado hasta los 2.807 millones, a causa en buena parte a que, tal y como marca la ley, se han incluido otros tipos de acreedores además de los bancarios, tales como las juntas de compensación.

De este pasivo, la mayoría, 2.060 millones, corresponden al crédito sindicado que le otorgaron 39 bancos a Habitat para comprar Ferrovial Inmobiliario y cuyas condiciones de refinanciación no pudo cumplir, lo que le llevó a presentar concurso voluntario el 28 de diciembre del pasado año.

El magistrado ha informado que a día de hoy "ningún acreedor ha pedido la revocación de la operación con Ferrovial", pero ha advertido que, en su opinión, cualquier tipo de "reintegración ha de ser para una fase final del concurso".

Ahora los acreedores pueden presentar sus impugnaciones al informe y antes del 24 de junio habrá un informe definitivo tras el cual se iniciará entonces el trámite de convenio.

En su informe, dado el desfase patrimonial, la administración concursal advierte de la difícil viabilidad a largo plazo, y para garantizar la misma pide "un esfuerzo muy significativo por parte de los accionistas para aportar nuevos recursos propios", además de "una notable implicación de los acreedores, en los términos necesarios, para que la sociedad pudiera subsistir hasta que se produzca una recuperación del mercado inmobiliario".